Siguen los "arrepentidos" en el Caso Bento: liberaron a Ríos y Aramayo

Siguen los "arrepentidos" en el Caso Bento: liberaron a Ríos y Aramayo

Durante toda la tarde sonaron fuertes versiones que indican que varios imputados habrían decidido colaborar con la investigación. Dos de los principales acusados, Martín Ríos y Matías Aramayo, acaban de recuperar la libertad y se conjetura que accedieron a ella como "arrepentidos". Expectativa.

Jorge Caloiro y Facundo García

La causa por las presuntas coimas en la Justicia Federal tuvo hoy uno de sus días más intensos, luego de que varios imputados decidieran confesar y acogerse a la figura del "arrepentido"

Dos de los tres abogados que están sindicados como parte de la presunta asociación ilícita que cobraba coimas recuperaron la libertad esta tarde, tras lo que se supone fue un acuerdo para continuar en la causa como colaboradores.

En consecuencia, Martín Ríos y Matías Aramayo volvieron a sus domicilios y no se les impuso ninguna caución de dinero pero sí una caución personal, a cargo del abogado defensor Pablo Cazabán. Es decir que el letrado se hace cargo de que Ríos y Aramayo no se van a fugar ni van a entorpecer la investigación.

Entre tanto, la situación del otro abogado bajo sospecha, Luciano Ortego, es aún incierta y se esperan novedades.

Y así como días atrás fue Javier Santos Ortega -actualmente con prisión domiciliaria- el que contó que había pagado 722.000 dólares a una banda para comprar su libertad, diversas fuentes indican que este miércoles fueron muchos otros los que admitieron que en Mendoza existían formas de cambiar las carátulas y evitar la cárcel. Siempre que uno tuviera el dinero, claro.

Fue una semana febril en Tribunales.

¿Qué es un imputado colaborador o "arrepentido"?

Esta figura está contemplada en la llamada “ley del arrepentido”, una norma aprobada por el Congreso en 2016. La legislación contempla la reducción de penas para quienes aporten “información o datos precisos, comprobables y verosímiles” acerca de un delito. 

El acuerdo para presentarse como “arrepentido” se realiza entre el imputado y el fiscal y debe ser homologado por el juez de la causa. Una de las condiciones es que el imputado aporte información sobre un involucrado que tenga una responsabilidad penal igual o mayor a él.

Además, el acuerdo debe darse durante la etapa de instrucción (investigación).

Un largo camino

El caso fue investigado por MDZ desde mediados del año pasado, cuando el ex corredor de aduana y presunto mano derecha del juez Bento, Diego Aliaga, desapareció y fue hallado sin vida -un metro bajo tierra- en un campo de Lavalle.

Desde entonces ocurrieron muchas cosas: entre ellas, que en el teléfono de un narco capturado aparecieron negociaciones en las que intervenían Aliaga y los mencionados abogados Ortego, Ríos y Aramayo. Se referían a un magistrado a quien llamaban "el uno", "el primo" o "el Gran Jefe". En ese mapa, la presencia del juez Bento fue siempre una posibilidad y hoy el Ministerio Público lo sindica como presunto jefe de la organización.

El fiscal Dante Vega se hizo cargo del caso y comenzó a recopilar información sobre diversas causas del fuero federal. Tras analizar más de 300 expedientes, encontró por lo menos seis en los que ocurrieron giros muy llamativos desde el punto de vista jurídico. Con esa base realizó la imputación de 15 personas, incluyendo a los tres abogados mencionados más arriba, el juez Bento y su esposa.

  • ¿Aportes? ¿Otra perspectiva? Puede escribir a fgarcia@mdzol.com
  • Noticia en desarrollo. Ampliaremos.
Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?