Consejos para aplicar el paisajismo en tu jardín, fácil y sin mantenimiento

Consejos para aplicar el paisajismo en tu jardín, fácil y sin mantenimiento

Hay detalles que enamoran en pequeños y grandes espacios: la idea es darle magia a los rincones de tu jardín con simples pasos.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

Embellecer y aplicar técnicas del paisajismo en el jardín es una tarea súper sencilla pero, sobre todo, entretenida. Aunque se tenga un espacio pequeño se puede lograr un jardín lleno de estilo. Las técnicas que te mostraremos en esta nota, incluso, se pueden aplicar a terrazas y balcones de apartamentos.

Estas ideas servirán de consejos e inspiración. Lo primero que hay que hacer es estudiar bien el espacio que se tiene para potenciar al máximo las posibilidades. Las plantas, las flores y un césped impecable, sin dudas, son esenciales como parte de un lindo jardín. Pero bien, no son la única parte del diseño ya que para conseguir aplicar paisajismo se tienen en cuenta otros aspectos y elementos.

Consejos para aplicar el paisajismo en tu jardín

El primer paso es decidir en qué lugar se quiere aplicar paisajismo y por qué. Luego, dividir el espacio en zonas como por ejemplo la terraza, zona de juegos o el camino hacia algún lugar de la casa, entre otros.

No se debe confundir la jardinería con el diseño. Ya que la jardinería se refiere a las plantaciones, a tener una huerta orgánica y a la construcción, mientras que el diseño se refiere a algo mas abstracto sobre las formas y los espacios de forma creativa que darán una solución y un nuevo paisaje.

La proporción significa el equilibrio visual y en términos de jardinería es el arte de lograr un jardín dentro de un lugar proporcionado. Las formas darán un diseño mucho más agradable a la vista.

Todos los diseños de paisajismo comienzan por un modelo que sea simétrico o no, pero que las formas que lo componen tendrán que ser proporcionales. El modelo permitirá conocer las limitaciones y las posibilidades que se tienen.

En cuanto a las masas (se refieren a las plantas y estructuras) y los vacíos (son las zonas abiertas entre ellas). La idea es conseguir el equilibrio entre ambos

Por último, se tiene en cuenta:

  • La unidad para darle un diseño con consistencia a los materiales que se van a usar. 
  • Transición es el cambio de los diferentes elementos que se usarán ya sea por sus formas, tamaños, colores y texturas.

El ritmo es para conseguir que todos los elementos creen una sensación de movimiento y armonía a la vista.

Y el foco es a donde se querrá dirigir la atención en relación al resto de todo lo que se vea en el jardín.

En conclusión, teniendo en cuenta todos estos consejos y principios básicos de paisajismo, se puede conseguir un diseño de jardín propio, sin mantenimiento y con estilo personalizado.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?