La insólita justificación de Alberto Fernández por la suba del dólar

La insólita justificación de Alberto Fernández por la suba del dólar

Alberto Fernández sorprendió anoche durante una entrevista al asegurar que la falta de dólares se debe a que "la economía crece mucho". También justificó la falta de gasoil, y por si fuera poco, ratificó que buscará ser reelecto como presidente.

MDZ Política

MDZ Política

Alberto Fernández afirmó anoche que "estamos tratando de cuidar las reservas y el problema que tenemos es que la economía crece mucho y tenemos una demanda de dólares muy grande", al tiempo que hizo una exhortación para reducir el déficit fiscal de manera gradual.

En un extenso reportaje con el canal de cable C5N, enfatizó que "en tres días hemos recuperado 900 millones de dólares para las reservas y para asegurar que las pymes puedan tener acceso a las divisas, para poder seguir produciendo. Todos queremos preservar a la pyme. Tenemos un programa económico que vamos a cumplir. No vengo a plantearle a la gente mentiras".

Fernández sostuvo que "lo que tenemos que entender los argentinos es el momento que vive el mundo, hay que escuchar a otros presidentes del mundo que es lo que pasa con el aumento de la energía y los alimentos. La FAO (la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y los Alimentos) advirtió que pueden entrar en hambruna unas 300 millones de personas. Sabiendo que está faltando trigo, maíz, soja y girasol hay fondos de inversión especulando".

Más adelante, el Primer Mandatario puntualizó que "para ser duro no hay que andar a los gritos. Hay que actuar con racionalidad. Lo que pido es que entiendan que hay que resolver un problema que está en el mundo y se llama guerra y lo que está pasando en Ucrania tiene un efecto devastador sobre la economía mundial y en materia inflacionaria y mucha de nuestra inflación viene por esa guerra".

El Presidente hizo una encendida defensa de la gestión del ministro de Economía, Martín Guzmán, al señalar que "echarle la culpa a Guzmán de la inflación es una crueldad, la inflación no la trajo Guzmán, viene de larga data y cuando la Argentina crece el problema de la inflación se potencia. Lo que hizo Guzmán es renegociar la deuda con los acreedores y normalizar las relaciones financieras y con el Fondo Monetario Internacional (FMI) que era una deuda impagable que heredamos y que hoy cumplimos con las metas del primer trimestre".

Además sostuvo que "lo que nosotros tenemos que hacer es contener el déficit fiscal, el déficit fiscal es malo. Tenemos que reducir el déficit paulatinamente, no brutalmente. Acá no hubo ajuste. La mejora en la distribución del ingreso demuestra que no hubo ajuste en la Argentina. La desigualdad ha mejorado, la pobreza se ha reducido, el problema no es la pobreza sino el modelo económico que la genera. Los datos que tenemos del primer trimestre es que la pobreza se ha reducido, se han generado 1.200.000 empleos y el desempleo está por debajo del 7%".

En relación con el cese de actividades dispuesto por la Mesa de Enlace Agropecuaria para el 13 de julio, el Presidente aseguró que "el Gobierno les está dando gasoil lo que hay que entender es que en todo el mundo falta gasoil. En la Argentina, la mayor actividad económica hace que se consuma más gasoil. No tenemos la cantidad necesaria para abastecer la demanda. Estamos aumentando la importación de gasoil. Si los chacareros quieren sacar su granos es porque mejoró su producción. El problema no se arregla con un paro porque el problema no sólo lo tiene la Argentina sino todo el mundo. Hemos ampliado el corte con biocombustibles para poder aprovechar las existencias del gasoil".

Y agregó: "Las provincias limítrofes dejaron escapar el gasoil de una manera increíble. Cuando uno mira, se ve cómo las provincias limítrofes dejaron escapar el gasoil por la frontera, por ejemplo Corrientes. Eso ya lo corregimos, pero esas cosas no deberían pasar. Una provincia que se presta a ese juego y deja que ocurra, hay que plantear esas cosas. Creo que las petroleras están produciendo al máximo y los problemas no se arreglan con un paro. Lo que necesitamos es recuperar la tranquilidad y terminar con las voces alarmistas".

En relación con el gasoducto, Fernández expresó que "tiene que seguir y buscaremos el financiamiento que sea necesario. He hablado con el primer ministro italiano, Mario Draghi, a quien le planteé la necesidad de financiar otros proyectos de gas, como la planta de licuefacción cuyo costo es de unos 5.000 ó 6.000 millones de dólares y esto es importantísimo porque ese es el gas que tenemos que exportar".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?