La determinante reunión que tendrán Rodolfo Suarez y Alberto por fondos clave

La determinante reunión que tendrán Rodolfo Suarez y Alberto por fondos clave

El gobernador Rodolfo Suarez se reunirá el jueves con Alberto Fernández y allí exigirá que se haga efectivo el laudo para destrabar los dólares que Mendoza tiene "ahorrados" pero congelados.

MDZ Política

MDZ Política

Con Portezuelo del Viento, el presidente Alberto Fernández dijo algo, pero aún no lo hizo. Y esa diferencia es lo que tiene paralizada a la provincia. Es que están los dólares, se supone que Portezuelo no se hará, pero tampoco hay algún instrumento legal firmado para darle curso legal. Por eso el gobernador Rodolfo Suarez viajará a Buenos Aires el jueves para exigir definiciones y, en caso de que se ratifique la negativa, poder disponer de los recursos para otras obras. 

Mendoza tiene "ahorrados" casi 500 millones de dólares y en total serán 1.023 millones los que habrá disponibles. Aunque es una moneda "dura" ocurre algo que parecía imposible: el contexto mundial hace que también se desvalorice el dólar. Pero sobre todo lo que inquieta en el Gobierno es tener esos recursos, pero no poder generar dinámica económica.

Por eso en el pedido de laudo Suarez también había solicitado de manera subsidiaria que el Presidente libere el uso de los fondos para hacer otro tipo de obras y no que queden restringidos solo a represas hidroeléctricas.

El gobernador pidió una audiencia con Alberto Fernández luego de la comunicación informal que el presidente hizo de su decisión. Fue en La Pampa donde Fernández anunció que laudaría a favor de esa provincia y pedir, así, que se hagan nuevos estudios de impacto ambiental regionales. Esa orden es lo mismo que darle de baja a Portezuelo. El problema es que lo dijo, pero no lo ejecutó. Formalmente el laudo no está vigente. 

En el Gobierno aseguran que Suarez planteará dejar de lado las especulaciones y ejecutar. "Ya habló largamente en La Pampa, pues ahora que decida para poder ejecutar. Si no, no se puede hacer nada. Los recursos están inmovilizados porque tienen como destino Portezuelo del Viento u otras obras. Pero no se puede esperar más", aseguran desde el Gobierno. 

Historia de una obra trunca

Portezuelo del Viento iba a estar en el Río Grande, que es el principal afluente del Colorado, un río interjurisdiccional y que está bajo el "gobierno" del COIRCO (un ente que forman Mendoza, La Pampa, Neuquén, Río Negro y Buenos Aires). En esa organización encontró eco La Pampa para oponerse a la construcción de la represa. El resto de las provincias pidieron que se haga un nuevo estudio de impacto ambiental y Mendoza asegura que eso está cumplido. Por eso ante el diferendo Suarez pidió un el arbitraje del Presidente. En un acto realizado en La Pampa Alberto Fernández anunció que le daría la razón al resto de las provincias y pediría nuevos estudios. Esa decisión es el certificado de defunción para Portezuelo por la demora que implicaría. 

La obra también se demoró por impericias propias. De hecho la licitación, que tuvo un solo oferente y hasta se sobre presupuestó, se demoró. El Gobierno no la adjudicó al único oferente por temor a los frenos legales. Además de los reclamos en el COIRCO, La Pampa tiene demandas judiciales propias en la Corte Suprema de Justicia de la Nación. 

Los 1023 millones de dólares que Mendoza recibirá de la Nación llegan como compensación por los perjuicios que ocasionó en la provincia la promoción industrial. El convenio firmado entre Mauricio Macri y Alfredo Cornejo indica que ese dinero es para Portezuelo u otro obra hídrica de generación eléctrica. Si no se hace la represa del Sur, en carpeta están los diques Uspallata, en el Río Mendoza, y El Baqueano, en el Diamante. Sin embargo Suarez quiere se Alberto Fernández le permita modificar el acuerdo original y poder abrir el juego a todo tipo de obras. 

 

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?