Se conoció el plan de Alberto Fernández que celebran los gremios y alarma a empresarios

Se conoció el plan de Alberto Fernández que celebran los gremios y alarma a empresarios

El mandatario envió al Congreso de la Nación un proyecto de ley que aumenta la injerencia del Estado y de los gremios en las empresas que tengan más de 100 empleados. Lo hace a través de la creación de "comisiones mixtas" con el aval de la CGT.

MDZ Política

MDZ Política

El presidente Alberto Fernández estrecha sus vínculos con la CGT y este jueves se conoció que enviará al Congreso de la Nación un proyecto de ley que crea Comités Mixtos de Seguridad, Salud, Medio Ambiente y Prevención de Riesgo en el Trabajo en las empresas. De esta manera, el Estado y los sindicatos pasaran a tener más influencia dentro de las empresas que tengan más de 100 empleados.

Las compañías que cumplan con ese requisito estarán obligadas a contar con este tipo de comités y programas para la prevención del acoso laboral y la violencia. "El Comité Mixto será obligatorio en dichos lugares de trabajo, cuando allí se desempeñen cien (100) o más trabajadoras y trabajadores. Estará formado, como mínimo, por dos representantes de las trabajadoras y los trabajadores, por una parte, y por el empleador o empleadora y/o sus representantes, en número igual, salvo lo que pudiera llegar a disponerse en los convenios colectivos. En las empresas en que se desempeñen más de quinientos (500) trabajadores o trabajadoras, se duplicará el número de integrantes", señala el proyecto.

La medida fue consensuada con la CGT y celebrada por el sector sindical. Pero en el sector empresario temen que sea un nuevo paso hacia la intervención estatal. En este sentido, lo interpretan como una nueva complicación de cara a la necesidad latente que existe de mejorar las condiciones para generar empleo.

Los comités estarán integrados por representantes gremiales y de las empresas. La autoridad de aplicación será el Ministerio de Trabajo de la Nación, que podrá intervenir cuando “las medidas adoptadas y los medios utilizados por el empleador o empleadora no son suficientes para garantizar la seguridad y la salud en el trabajo”.

"Las reuniones del Comité Mixto se llevarán a cabo en los lugares y horario de trabajo, sin desmedro de las remuneraciones de sus miembros. Éstos no percibirán remuneración suplementaria alguna por el ejercicio de sus funciones, pero el empleador o empleadora abonará los viáticos o gastos que demandare el desempeño de sus tareas", se puede leer en el proyecto.

Dentro de las competencias de los Comités, se destaca la de "promover iniciativas sobre métodos y procedimientos para la efectiva prevención de los riesgos y la promoción de la seguridad y la salud en el ambiente laboral, proponiendo al empleador o empleadora la mejora de las condiciones o la corrección de las deficiencias existentes, así como la elaboración de normas de sana convivencia en el ámbito de trabajo".

Con esta medida se estrecha la relación del gobierno con la CGT, algo que comenzó a percibirse luego de la derrota electoral del 12 de septiembre.

El acercamiento no fue por arte de magia. Ayudó -y mucho- la presencia de un dirigente histórico como Juan Manzur en el Gabinete. El tucumano utilizó su llegada a diferentes sectores para acercar las posiciones entre gobierno y cúpula sindical, y ahora parece que la CGT apoya sin condiciones a Alberto.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?