No es ficción: olas gigantes impactaron viviendas al noreste de EE.UU.

No es ficción: olas gigantes impactaron viviendas al noreste de EE.UU.

Tan impactante como en las películas.Una imponente tormenta arrasó las zonas costeras desde New Jersey a Maine y provocó inundaciones aterradoras. Tenemos los videos.

MDZ Mundo

MDZ Mundo

De las olas más grandes y peligrosas que se puedan llegar a ver, esta vez se pudieron registrar a través de un video. No es ficción: una imponente tormenta arrasó una vez más el noroeste de Estados Unidos. En esta oportunidad, se ve cómo la tormenta provocó olas gigantes que arrasaron puntualmente las zonas costeras desde New Jersey a Maine provocando inundaciones en las casas cercanas al mar.

Se lo denomina “ciclón extra tropical” y es una típica reacción de la naturaleza que trae consigo enormes olas aterradoras. Gran parte de la zona costera entre New Jersey y Maine estuvo bajo advertencias y diferentes avisos de las posibles inundaciones que provocaría este fenómeno.

En el video se puede ver claramente cómo las olas van y vienen y se introducen en los frentes de las casas. Una vez más, esta zona sufre inundaciones y esta vez llegó a más de un metro de profundidad de forma muy salvaje. Parece ser que este fenómeno se repite cada vez más seguido y se volvió muy común mientras el mar aumenta cada vez más su nivel.

Olas salvajes: ¿de qué se trata este fenómeno?

Aunque muchos creen que se trata de un tsunami del que no se alcanza a alertar, eso no es lo cierto. Cabe aclarar que un tsunami es producto de un terremoto submarino y aquí últimamente las olas son generadas por ciclones.

Cada año, durante las épocas de otoño e invierno austral, se forman estas terribles tormentas en el sur del Pacífico que generan estas grandes olas. Su fuerza se mantiene a lo largo de miles de kilómetros con olas gigantes que viajan en algunos casos a más de 11.000 en total.

A este fenómeno, los meteorólogos lo conocen como “mar de fondo”. Estas olas que se producen últimamente llegan a las costas y no se perciben como una “ola normal”, son mucho más peligrosas.

Miguel Ángel Gallegos pertenece al Servicio Meteorológico Nacional de México y explicó: "La longitud de la ola es tan grande que desde una playa no se percibe como una ola normal", agregando "Es como si el mar se levantara". Podría ser una película pero no lo es.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?