La mejor forma de invertir el aguinaldo para el largo plazo

La mejor forma de invertir el aguinaldo para el largo plazo

Armando una cartera diversificada de acciones, el aguinaldo puede multiplicarse y convertirse en un sorprendente capital.

Inversor Global

Inversor Global

Si se decide invertir el aguinaldo para aumentar el capital en el largo plazo, se puede hacer de manera conservadora o asumiendo algo de riesgo, a cambio de una mayor recompensa. En este último caso, la mejor alternativa es armar una cartera de inversión compuesta por acciones.

Qué son las acciones

Las acciones representan parte del capital social o patrimonio neto de una compañía. Para recaudar fondos y poder seguir creando proyectos, algunas empresas deciden vender algunas de sus acciones para que los inversores interesados en asociarse las adquieran.

Una vez que están en manos de los inversores, estos pueden revenderlas en el mercado secundario, ámbito en el cual se comercializan diariamente estos activos y donde cualquier clase de inversor puede comprarlas o venderlas.

A lo largo de la historia, las acciones han demostrado ser los instrumentos financieros que mejor han rendido. Incluso superando ampliamente a la inflación en dólares.

Invertir el aguinaldo en acciones

Al cobrar el aguinaldo, se puede armar una cartera de inversión compuesta por acciones aprovechando su gran efectividad en el largo plazo. Sin embargo, no todas las acciones son iguales.

Existen dos grandes grupos de acciones: de valor (value) y de crecimiento (growth). En el primer caso, los activos representan el capital de compañías sólidas y con una larga trayectoria en el mercado, caracterizadas por repartir dividendos (la ganancia de la empresa) de manera frecuente y con poca volatilidad en el mercado.

Por otro lado, el segundo grupo hace referencia a empresas jóvenes con mucho potencial. Al encontrarse en plena etapa de crecimiento, no reparten dividendos ya que los reinvierten en proyectos de expansión y tienen altas probabilidad de multiplicar de manera exponencial su valor con el paso del tiempo, a cambio de una mayor volatilidad en el corto plazo.

Para invertir el aguinaldo en acciones, hay que conocerse a uno mismo como inversor, ya que de ello depende qué clase de activo será mejor para el portafolio. Una simple regla para armar una cartera de inversión es restarle la edad al número 100, el resultado corresponderá al porcentaje que hay que destinar a acciones de crecimiento.

Por ejemplo, si un inversor tiene 40 años, tendrá que tener un 60% en acciones de crecimiento, como Tesla o Mercado Libre, y el 40% restante en acciones de valor, como Walmart o The Coca-Cola Company.

Temas
Inversor Global

¿Querés recibir notificaciones de alertas?