#DDT: El impacto social de la innovación

#DDT: El impacto social de la innovación

Cuatro emprendedores visitaron el programa 'Después de todo', de MDZ Radio, para hablar sobre el impacto social de la innovación en Mendoza y cómo sus proyectos generan riqueza productiva y cambios transversales en múltiples aspectos de la sociedad local

Cuatro emprendedores visitaron el programa Después de todo, de MDZ Radio, para hablar sobre el impacto social de la innovación en Mendoza y cómo sus proyectos generan riqueza productiva y cambios transversales en múltiples aspectos de la sociedad local.

Emiliano Fazio, co fundador de Njambre y Arbusta, consideró que si la innovación es "el encontrar soluciones a las cosas, a través de recursos como la investigación y la tecnología", el impacto social se genera porque "los dilemas sociales se ponen en el centro de esa solución". "Cuando toda esa fuerza emprendedora se pone al servicio de lo que nos duele y es legítimo para la vida, es más social y genera riqueza transversal para todos", resumió.

Programa Despues de Todo Emprendedores

Por su parte Guillermo Navarro, ex director de Innovación y Desarrollo Sostenible de la provincia y uno de los 300 líderes verdes de LATAM considerados por la Advanced Leadership Foundation, puso el acento en la "diversidad" que "genera y crea el valor de la riqueza transversal, entendiendo que esto debería ser cotidiano". Para Navarro, de hecho, "hacer las cosas bien es lo que tiene que pasar y ese camino se está recorriendo en Mendoza".

El proyecto Njambre nació hace varios años y, según Fazio, "es una síntesis de búsquedas personales, en el sentido de querer ponerse al servicio del bien común transitando diferentes caminos". En su caso, comentó, tras estudiar Administración de Empresas y trabajar en empresas tradicionales, pasó al ámbito de las ONG's y posteriormente se vinculó fuertemente al concepto de la responsabilidad social empresaria, donde se conectó "con la fragilidad de las cosas". Luego de volcarse a emprendimientos privados que alternaba con sus actividades de carácter más social, Fazio encontró su lugar en proyectos de naturaleza híbrida, es decir entre privado (que le permitiera un sustento económico) y social, muchos de ellos formados en Njambre.

"Todos tenemos un ADN emprendedor y vamos para adelante con nuestros deseos. Convivimos con nuestros talentos y miserias, y si bien está bueno que haya personas que inspiran a otras, en el fondo estamos todos peleando contra las mismas adversidades", consideró.

A ello Navarro añadió: "Mendoza está empezando a cosechar un montón de cosas que se fueron generando hasta hace cien años atrás. Acá hay un gen innovador que se va transmitiendo y al que cada uno le aporta su experiencia enriquecedora".

Programa Despues de Todo Emprendedores

KindApp

Leando Vitale es el creador de KindApp, una aplicación que permite a fundaciones y organizaciones sin fines de lucro conseguir donaciones a través de un clic. Este proyecto del joven programador de 27 años ganó el Mendoza Demo Day que se celebró en noviembre del 2017, obteniendo un premio de un millón de pesos para financiar el emprendimiento.

"KindApp nació con la idea de que las ONG locales tuvieran a disposición todas las tecnologías que tienen las organizaciones más grandes del mundo", contó Vitale. Su primera prueba de fuego fue en la penúltima edición de la clásica maratón solidaria '24 horas De Todo Corazón', donde utilizaron la plataforma como un medio digital de información. "Los teléfonos no sonaron pero la página explotó en donaciones", recordó.

Programa Despues de Todo Emprendedores

Ahora su meta es extender los servicios de KindApp a todo el mundo. "Nos gustaría que los usuarios y las ONG's puedan usar la plataforma para ayudar y recibir ayuda de cualquier parte del mundo.

Wipper

Wipper llegó para romper los esquemas del tradicional lavado de autos combinando la economía colaborativa con la eficiencia ecológica. Rodolfo Lucero, uno de los creadores, comentó que este emprendimiento "nació con la idea de cambiar el mal uso del lavado de vehículos, especialmente en la cantidad de agua desperdiciada". En sus investigaciones, indicó, "nos dimos cuenta que por cada lavado se derrochaban entre 350 y 400 litros de agua", por lo que buscaron la manera de lavar autos utilizando productos biodegradables y con poco recurso hídrico.

Programa Despues de Todo Emprendedores

A su vez, detectaron que mucha gente "no quería llevar el auto a lavar porque debían dedicarse todo un programa", que les insumía tiempo. Aprovechando el interés por las economías colaborativas, como Uber, Rappi y otras,  Wipper resultó en "una plataforma donde se juntan personas que quieren lavar sus autos con aquellos que pueden de forma ecológica y están previamente capacitados". 

"Tenemos chicos que van rotando en distintos trabajos o manejan sus propios horarios", expresó.

Podés escuchar la entrevista completa a continuación

¿Querés recibir notificaciones de alertas?