Contundente advertencia de un experto en toxicología por el polémico folleto de Morón

Contundente advertencia de un experto en toxicología por el polémico folleto de Morón

El doctor Sergio Saracco se refirió a la metodología utilizada por una organización política para abordar la temática del consumo de sustancias psicoactivas ilegales. Destaca la importancia de trabajar en materia de concientización y prevención desde edades tempranas. El riesgo de saltear pasos.

Zulema Usach

Zulema Usach

Luego del escándalo generado en Morón (Buenos Aires) como consecuencia de la metodología aplicada por una agrupación política que difundió folletos a los asistentes a una fiesta donde explicaban el “paso a paso” para consumir sustancias psicoactivas, la importancia del adecuado abordaje al hablar de adicciones volvió a ganar el centro de la escena. En ese sentido, el médico toxicólogo y jefe del Departamento de Toxicología de Mendoza, Sergio Saracco, advierte que el procedimiento, cuando menos, fue desacertado y equívoco respecto de cómo se debe trabajar en materia de prevención, sobre todo, si se trata de jóvenes.

Al referirse a lo sucedido el especialista detalló que el hecho de haber limitado en ese caso en particular, el abordaje sobre un recurso basado en el concepto de reducción de daños implicó en sí mismo un riesgo que pasó por alto dos importantes esferas necesarias y previas para llegar a esa instancia: la prevención y el tratamiento específico de cada caso de adicción en particular.

El médico toxicólogo y jefe del Departamento de Toxicología de Mendoza, Sergio Saracco.

Desde ese punto de vista, Saracco considera que “fue erróneo en ese caso utilizar una herramienta alejada del contexto y ponerlo de este modo a disposición de las familias presentes, desde una mirada generalizadora y pasando por alto la necesidad de prevenir y concientizar a los jóvenes sobre prácticas naturalizadas y muy riesgosas, como lo es por ejemplo, el consumo de bebidas alcohólicas”.

Justamente, detalla el especialista, ese momento hubiese sido el ideal para informar a los jóvenes sobre los riesgos de consumir alcohol en exceso. Ocurre que al momento de hablar de drogas ilegales es preciso, advierte Saracco, colaborar en el trabajo conjunto para ayudar a los jóvenes, inclusive desde el nivel primario de educación, a poder tomar conductas preventivas para estar listos en los momentos de vulnerabilidad emocional o afectiva que pudieran vivenciar.

“Las adicciones se deben prevenir y al momento de abordarlas, cada herramienta a utilizar dependerá de cada caso y de acuerdo a la etapa en que se encuentre la persona. El método de reducción de daños es uno de los eslabones últimos que se utilizan cuando una persona llega a una instancia en la que no tiene ya recursos para frenar su adicción”, aclara el médico toxicólogo y detalla que justamente, el desafío de potenciar la prevención es dejar en claro que ninguna sustancia psicoactiva será propicia para brindar beneficios a las personas, sino todo lo contrario.

La realidad es que las drogas (legales como el tabaco y el alcohol o ilegales, como la marihuana y la cocaína, entre otras) tienen compuestos que intervienen en distintas áreas del cerebro, modulando los neurotransmisores mediante la segregación de serotonina y dopamina, entre otros tantos procesos generadores de sensaciones que actúan en el sistema de recompensa del organismo. De allí, justamente es que se genera la dependencia. En ese sentido, Saracco destaca que es prioritario que desde edades tempranas se enseñe a las personas que las frustraciones de la vida y las diferentes realidades que pueden suceder en el andar no son resueltas consumiendo sustancias que a lo largo del tiempo generarán una dependencia en el organismo, provocando altos niveles de toxicidad y riesgos de toda clase.

Prevención, la clave

“Para trabajar en prevención es muy importante evitar el riesgo. Todo abordaje debe ser abarcativo, teniendo en cuenta la esfera psicológica y social. Inclusive desde la escuela primaria esto debe estar presente desde la reflexión consciente y la protección para lograr que las situaciones de riesgo y vulnerabilidad tengan el menor impacto posible y sean adecuadamente subsanadas”, explica el especialista y recalca que las experiencias como la ocurrida en Morón solo generan mayor confusión. “El abordaje al tratarse de adicciones debe ser integral”, profundiza Saracco. 

El especialista hace hincapié en la necesidad de generar una red de diagnóstico precoz, de manera que todas las personas que atraviesan una adicción cuenten con un seguimiento psicológico para abordarlas y resolver todos aquellos aspectos de fondo que han generado la necesidad de aferrarse al consumo problemático. “Mientras antes se logre esto será mejor y menor será el daño en el organismo”, aclara el especialista y advierte que “la droga va a seguir estando, el desafío es lograr que las personas estén lo suficientemente fortalecidas para lograr decir no a este tipo de consumo que pone en riesgo su futuro y su vida”, destaca el especialista.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?