Ante el riesgo de desaparecer, un país pide ayuda en la Corte Internacional de Justicia

Ante el riesgo de desaparecer, un país pide ayuda en la Corte Internacional de Justicia

Vanuatu, el pequeño estado insular del Pacífico, que corre el riesgo de desaparecer bajo las aguas por el aumento de la temperatura global, es también el primero en llevar el caso del cambio climático a la Corte Internacional de Justicia en La Haya.

Candelaria Reinoso

El Gobierno de Vanuatu ha iniciado formalmente una iniciativa mundial para solicitar una opinión consultiva sobre el cambio climático a la Corte Internacional de Justicia, denominada "Corte Mundial".

Vanuatu es una república que comprende un grupo de islas en el Pacífico, con una población de 280.000 personas distribuidas en aproximadamente 80 islas. Se encuentra entre más de una docena de naciones insulares del Pacífico que enfrentan el aumento del nivel del mar, ya que si la temperatura planetaria sube más de 1.5 grados con respecto a los niveles preindustriales, va a desaparecer.

Vanuatu denuncia que los niveles actuales de acción y apoyo a los países en desarrollo vulnerables dentro de los mecanismos multilaterales son insuficientes. Como consecuencia de niveles catastróficos de pérdidas y daños causados por el cambio climático, Vanuatu lleva mucho tiempo defendiendo la cuestión de la compensación por los impactos climáticos causados por las industrias de los combustibles fósiles y los países que siguen subvencionándolos. 

“Las nefastas consecuencias del cambio climático no pueden seguir siendo ignoradas, y la ciencia que vincula el cambio climático con las emisiones pasadas y presentes de gases de efecto invernadero está ya fuera de toda duda”, dijo el primer ministro de Vanuatu, Bob Loughman, en un discurso ante la asamblea general de la ONU el domingo pasado. “El cambio climático está provocando la subida del nivel del mar, la desertificación, la redistribución de las enfermedades, las inundaciones, los 'domos de calor' sin precedentes, los ciclones/huracanes y otros fenómenos meteorológicos extremos”, advirtió el primer ministro.

Los primeros pasos de la campaña de Vanuatu comenzaron en las reuniones de líderes de las islas del Pacífico celebradas en los últimos años, en las que se ha debatido la petición de una opinión consultiva de la Corte Internacional de Justicia.  A partir de ahora, y en vísperas de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Clima (COP26), que se celebrará a finales de este año, Vanuatu ampliará drásticamente su diplomacia y su defensa para crear una sólida coalición con sus compañeros de las Islas del Pacífico y otras naciones vulnerables de todo el mundo, con el fin de impulsar la iniciativa en el ámbito de las Naciones Unidas.  Las implicaciones climáticas se llevarán ante el Tribunal Mundial para que aclare las responsabilidades del cambio climático según el derecho internacional.

Vanuatu ha sufrido dos ciclones de categoría 5, los más fuertes en la escala de ciclones/huracanes, en los últimos cinco años. En abril de 2020, el ciclón Harold abrió un camino de devastación a través de las islas del norte del país, con consecuencias duraderas tanto para la población como para los esfuerzos del país por desarrollarse, y echando por tierra décadas de esfuerzos de adaptación.

En las últimas tres décadas, Vanuatu ha pedido sistemáticamente más ambición y equidad en las negociaciones internacionales sobre el cambio climático. En colaboración con todas las partes interesadas, incluido un grupo de estudiantes de derecho de la Universidad del Pacífico Sur, la campaña para obtener una opinión consultiva de la Corte Mundial pretende ampliar la ambición en el contexto de las negociaciones de la ONU sobre el clima, que siguen sin ofrecer una acción y un apoyo adecuados a los países en desarrollo vulnerables.

El Consejo de Ministros de Vanuatu también ha aprobado una Estrategia de Diplomacia Climática junto con la creación de un Grupo de Trabajo Jurídico sobre Pérdidas y Daños Climáticos. La campaña para obtener una opinión consultiva del Tribunal Mundial será la iniciativa principal de Vanuatu dentro de esta estrategia más amplia. La Junta Consultiva Nacional sobre el Cambio Climático y la Reducción del Riesgo de Catástrofes ha respaldado la iniciativa. 

El gobierno está adoptando medidas concretas para aplicar esta estrategia, como la contratación de expertos en el Ministerio de Asuntos Exteriores, el Ministerio de Cambio Climático, la Oficina Jurídica del Estado y las misiones diplomáticas de Vanuatu. También se nombrará un Enviado Especial. A través de esta iniciativa, Vanuatu espera coordinar los esfuerzos de los países insulares del Pacífico y de otros países afines para buscar la aclaración de las responsabilidades legales de los grandes emisores de gases de efecto invernadero con respecto a los derechos humanos de las generaciones presentes y futuras.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?