"Porque el show debe continuar": los trabajadores nocturnos exigieron volver a trabajar

"Porque el show debe continuar": los trabajadores nocturnos exigieron volver a trabajar

Se trata de aquellos que se desempeñan en trabajos que han sido prohibidos desde el pasado marzo y que les ha traído consecuencias económicas irreversibles.

Diego Gubinelli

"Nos prohíben trabajar, pero nos siguen cobrando impuestos", fue el lema que escuchó con intensidad esta mañana en la explanada de la Casa de Gobierno. Un grupo de trabajadores nocturnos inició una caravana desde Avenida San Martín y Peltier para finalmente llegar a la casa madre de la política mendocina y elevar su reclamo.

"Somos músicos, DJ's, fotógrafos, sonidistas, mozos, cocineros, entre otros rubros. En Mendoza son miles las personas que dependen de esto. No hemos recibido ninguna ayuda del Gobierno y tampoco la queremos. Nosotros queremos trabajar. Sabemos que la pandemia está, pero la verdad es que después de meses de cuarentena y medidas ineficientes, nos encontramos en el quinto lugar respecto a países con mayor cantidad de contagios. Mientras tanto, nosotros no podemos trabajar y estamos siendo sumamente perjudicados hace 7 meses", fueron las palabras de uno de los autoconvocados.

"Si habilitaron restaurantes y turismo bajo protocolo, ¿por qué no hacer lo mismo con nuestro rubro? Además, la salud mental ha sido un tema importante en el último tiempo por las consecuencias que desata. Entonces, sería bueno hacer todo bajo protocolos estrictos", dijo Abel Rodríguez, sonidista, al referirse a la problemática relacionada a bienestar mental que preocupa a un gran porcentaje de los mendocinos, incluyendo a Rodolfo Suarez.

"Hace 7 meses que venimos aguantando. En nuestro protocolo dejamos en claro que vamos a trabajar al 50% de capacidad y con distanciamiento. Si hay algún inconveniente en el cumplimiento de esto, para eso está el personal de seguridad -el cual también está sufriendo todo esto-. Hay formas, falta la voluntad del Gobierno".

Al ser consultado por la presentación de protocolos, el impulsor de la convocatoria reconoció que los archivos correspondientes fueron enviados al vicegobernador Mario Abed. "Ya presentamos la carpeta a la gente de Gobierno, pero al parecer no nos tienen en cuenta. Somos más de 1.500 familias que dependemos de esto. Ya no podemos aguantar. Llegamos a un punto en el cual es imposible pagar patentes de vehículo, expensas o cualquier otro gasto. Estamos endeudados", lamentó Abel.

"La presión la deben tener los gobernantes, más allá de lo que decimos, porque hay gente que la está pasando mal. Algunos no pueden comprar medicamentos, entre otras cosas. No hacen nada porque no entramos en la conversación".

Antes de finalizar su testimonio, el entrevistado agregó: "No podemos seguir así. Es todo una cadena. El que no cobra, no puede darle de comer a sus hijos, pagarse los estudios, entre otros".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?