Coronavirus: 270 extranjeros retornaron a sus países por no aislarse

Coronavirus: 270 extranjeros retornaron a sus países por no aislarse

Se los trasladó en micros a Ezeiza, escoltados por personal de seguridad, hasta que abordaron los respectivos aviones.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

Un total de 270 extranjeros debieron retornar a sus países de origen, entre los que no quisieron guardar la cuarentena obligatoria al ingresar al país y los que arribaron hoy, cuya entrada estaba vedada por la resolución 567-20 del Gobierno nacional que impuso la restricción para aquellos no residentes que provengan de los países con circulación activa de coronavirus.

Uno de los operativos, indicaron fuentes del Ministerio del Interior, involucró a 90 personas que habían ingresado al país hace unos días, se negaban a cumplir la cuarentena exigida por decreto presidencial y estaban en diferentes hoteles, por los que se los trasladó en micros a Ezeiza, escoltados por personal de seguridad, hasta que abordaron los respectivos aviones.

A su vez en el aeropuerto de Internacional de Ezeiza, a 180 extranjeros que llegaron hoy al país en distintos vuelos, desde esta mañana, hasta la tarde, se les impidió el ingreso y debieron retornar a sus países, ya que provenían de aquellos a los que hace referencia la resolución gubernamental dictada ayer: China, Corea del Sur, Japón, Irán, Estados Unidos y Europa.

Según las fuentes aeroportuarias, algunos de los casos eran turistas que llegaron a la Argentina hace varios días, pero se negaban a realizar la cuarentena obligatoria, por lo que se los ubicó y se los “invitó” a abandonar el país.

Los casos de Ezeiza corresponden a pasajeros que arribaron esta mañana en vuelos desde Estados Unidos y Europa y por la tarde, con los vuelos de compañías que, con escalas, transportan pasajeros desde Asia y Medio Oriente.

A su vez, 1.600 argentinos aguardan que el crucero en el que están embarcados sea autorizado a amarrar en Marsella, Francia, para regresar al país.

En el caso de los cruceros amarrados en Buenos Aires, se trata de barcos que en los últimos 14 días estuvieron navegando en zonas no consideradas de riesgo, ya que procedían de Chile, por lo que aquellos pasajeros que no presentaron síntomas tuvieron la posibilidad de desembarcar y realizar las actividades previstas, mientras que otros, que culminaban su viaje aquí, fueron trasladados a Ezeiza para abordar un vuelo hacia su país de origen.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?