El dato que "alienta" a Suarez a rebelarse contra Alberto Fernández y el que lo asusta

El dato que "alienta" a Suarez a rebelarse contra Alberto Fernández y el que lo asusta

El Gobernador apuesta a que la opinión pública juegue a su favor para mantener las actividades permitidas. Pero duda por si hay consecuencias sanitarias.

Pablo Icardi

Pablo Icardi

El presidente Alberto Fernández hizo explícita la guerra fría que mantenía con Rodolfo Suarez. Anunció que Mendoza volvería, junto con otras 17 provincias, a cerrarse a pesar de la negativa del Gobernador. Aunque la medida aún está en análisis y no está claro el alcance, deja expuestas las diferencias. Suarez ahora tiene que decidir si responde con el mismo rigor, o simplemente acata con protestas solapadas como hasta ahora. 

El primer gesto fue curioso, pero responde más a la habilidad del PJ. Un día después de que lo desautorizaran, Suarez adhirió con su firma a una solicitada de respaldo al presidente Alberto Fernández. Aunque el texto habla de unidad para enfrentar la pandemia, el oficialismo nacional tiñó de respaldo político a la figura de Alberto; un respaldo que ni siquiera es unánime en su propio gobierno por las disputas entre la minoría propia (el cada vez menos influyente grupo Callao) y el cristinismo. 

Suarez se apoya en un dato para abonar su teoría y decisión de mantener Mendoza en distanciamiento social y con las actividades abiertas. Y es el respaldo social. Sabe que luego de más de 200 días de pandemia e idas y vueltas con la cuarentena, hay agotamiento mental, social y económico. Una encuesta realizada por la consultora Reale Dalla Torre indica que esa tendencia se potencia. El 80% de los consultados indicó que quiere seguir con la situación como la que tiene Mendoza o abrir más aún (un 25%). Y solo el 20% opina que hay que restringir más. Al mismo tiempo, las prioridades sociales son claras: la inflación, el temor al desempleo y la pobreza son los temas que más preocupan, aún por encima del temor a contagiarse. "La gente no se va a encerrar de nuevo", repite Suarez. Las reacciones tras el anuncio de Alberto no fueron buenas. 

Sin embargo, la pandemia sigue y la convivencia con el virus no es sencilla. Mendoza tiene estresado su sistema de salud, con las camas de terapia al 90%. Hay un amesetamiento en los contagios que hasta la propia Nación reconoce, pero con un nivel de ocupación alto y con el riesgo de que aumenten los casos por la mayor circulación de personas. Durante la semana el Gobernador quiere anunciar la incorporación de nuevas camas de terapia. Pero incluso puertas adentro del sistema hay tensión por cómo se distribuyen los recursos. Hubo quejas de discriminación porque, por ejemplo, se enviaron respiradores al hospital Santa Isabel de Hungría, del gremio Camioneros conducido por Hugo Moyano, y se negó a otros hospitales privados. También por el doble gasto de recursos en logística: se equiparon salas de sitios alternativos que nunca se ocuparon y ahora, con el pico encima, se "redireccionaron" camas y estrategias. Gasto doble. Pero aún así, desde el Gobierno aseguran que el sistema da respuesta. 

Suarez se queja, pero admite que en caso de que el DNU de Alberto Fernández ordene cerrar Mendoza deberá acatar. En todo caso, allí vendrá el juego político para ver cómo capitalizar esa diferencia. En el oficialismo están también los "llaveristas" que, citando al ex gobernador Santiago Felipe Llaver, piden rebelarse y plantar bandera contra la Nación. La frágil situación financiera de la provincia lo impide. Otros, optan por acatar y quejarse por lo bajo. Suarez, en el medio, espera hasta último momento para decidir. 

Las diferencias políticas pueden generar una miseria más: que la Nación y la Provincia se culpen por los muertos, los contagiados y los personas enfermas. 

Mientras acá aún se debaten como compartimentos estancos a cada área del gobierno, a cada situación de la vida cotidiana, en otros sitios del mundo parecen temas ya resueltos. Por las dudas, Ángela Merkel deja un ayudamemoria. 

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?