Violencia

El escalofriante dato sobre los crímenes de trabajadores en Rosario

La fiscalía informó que los autores de los crímenes en Rosario, habrían recibido más de 200.000 pesos para ejecutar a las víctimas.

MDZ Policiales
MDZ Policiales miércoles, 17 de abril de 2024 · 10:00 hs
El escalofriante dato sobre los crímenes de trabajadores en Rosario
El playero, una de las víctimas de los crímenes Foto: redes sociales/Facebook

Uno de los fiscales que investiga los crímenes del playero, los taxistas y el colectivero en Rosario confirmó que los atacantes recibían "entre 200 y 400 mil pesos por cada asesinato".

En la audiencia imputativa que se llevó a cabo en la Oficina de Gestión Judicial se acusó a cinco hombres como supuestos autores de los homicidios, en su mayoría adultos.

En esta instancia sorprendió que los sospechosos habrían cobrado la mencionada suma por haber ejecutado a los trabajadores Héctor Raúl Figueroa (43 años), Diego Alejandro Celentano (38), Marcos Iván Daloia (39) y Bruno Bussanich (25) en la ciudad santafesina.

Durante la lectura de las imputaciones se constató que Alejandro Núñez, alias "Chucky Monedita", encargó los crímenes de los taxistas Figueroa y Celentano desde el penal Piñero donde está preso.

Se destaca que el reclutamiento de los sicarios habría sido organizado por su pareja, “La Doña”, quien cumple prisión domiciliaria en la localidad de Funes.  

La ejecución al playero Bussanich

En total son seis las personas imputadas, ya sea como partícipes, instigadores o coautores materiales de los cuatro hechos, junto con la tentativa de homicidio de otro colectivero y dos ataques intimidatorios, uno a la comisaría y el otro mediante una bandera colgada en uno de los accesos a Rosario. 

El fiscal Patricio Saldutti sostuvo también que un menor de 15 años ejecutó al menos dos de los cuatro crímenes y precisó que "el móvil fue causar conmoción pública"

Se estableció además que días posteriores a los dos primeros asesinatos el capo narco Esteban Lindor Alvarado organizó una reunión desde el penal de Ezeiza para llevar a cabo los otros hechos que movilizaron a Rosario.

En estos dos casos un joven que cumple con prisión domiciliaria fue la persona que llamó a los sicarios para los siguientes ataques  y así luego darles una recompensa de $400 mil.

Otra de las cuestiones que se informó en la audiencia clave, que pasó a cuarto intermedio, es que el adolescente que mató al playero Bussanich también habría gatillado a uno de los taxistas. 

Archivado en