Declaró una de las detenidas por el crimen del turista en la Costa: "No herí a nadie"

Declaró una de las detenidas por el crimen del turista en la Costa: "No herí a nadie"

La joven de 23 años está señalada de ser una coautora del crimen. Por su parte, este miércoles indagarán a su esposo como presunto autor material.

MDZ Policiales

MDZ Policiales

La joven detenida por el crimen de Martín Mora Negretti, apuñalado el domingo pasado durante una discusión en la ciudad bonaerense de Mar del Plata, declaró este martes ante la Justicia que ella "no lastimó" a nadie. Su pareja, también apresado por el mismo hecho, será indagado este miércoles como presunto autor material del homicidio luego de que se recabaron imágenes de él armado con un cuchillo.

Se trata de los acusados Marilyn Brisa Vera González (23) y su esposo Julio César Bibbo (21), los dos mayores de edad que fueron detenidos junto a tres adolescentes de entre 13 y 15 años, por el homicidio de Negretti.

Según la letrada, la sospechosa sostuvo que ella "nunca bajó (del departamento a la calle) con un cuchillo o arma blanca y mucho menos que lastimó a alguien". La joven expresó que "bajó porque su esposo y los chicos bajaron y no quería que se desmadre o que pasara algo. Lamentablemente pasó, pero ella asegura que no bajó con ningún cuchillo", explicó la abogada en una rueda de prensa a la salida de los tribunales.

Al referirse sobre la filmación en la que se ve ingresar a su defendida al edificio en el que residen con una cuchilla o cuchillos, la letrada indicó: "Ella logra sacarles las armas, frenarlos para que no se desmadre y sube al departamento, pero en ningún momento hirió a nadie ni baja con un arma".

Según las fuentes, Bibbo será indagado como presunto autor material del homicidio de Mora Negretti y la tentativa en perjuicio del amigo de la víctima; en tanto que Vera González está imputada como "coautora" del crimen. Inicialmente, la joven había sido acusada del robo de los celulares de los dos amigos, pero a partir del análisis de las imágenes de las cámaras de seguridad, el fiscal Arévalo agravó este martes su imputación y fue trasladada a un destacamento femenino.

Por su parte, Bibbo quedó alojado en la Unidad Penal 44 de Batán. De acuerdo a los voceros judiciales, el joven ya tuvo cinco estadías en la Alcaidía Penitenciaria de Batán (APB), de donde recuperó la libertad el 10 de enero último tras cumplir una condena por tentativa de hurto agravado.

Las anteriores detenciones habían sido un arresto domiciliario desde enero a marzo de 2019; de marzo a junio de ese mismo año en la Unidad Penitenciaria 15 de Batán; estadía en mayo 2020 en la APB y de junio a julio de 2020 también en la APB.

"Acorde al relato que tenemos, y recreando la secuencia de las imágenes que adquirimos, pudimos esclarecer mejor el hecho entre el agresor y la víctima, y ver que Bibbo fue quien ultimó a Negretti", dijo esta mañana a la prensa el fiscal Arévalo.

Y en ese sentido agregó: "Las filmaciones muestran que salen cuatro personas, entre ellas una mujer, y arremeten con armas blancas contra las dos parejas que estaban esperando el colectivo, y que no pudieron frenar las estocadas con arma blanca que van dando y una de ellas termina provocándole la muerte a Negretti".

En libertad

Por otro lado, el fiscal del Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil, Marcelo Yáñez Urrutia, informó que el mayor de los tres adolescentes investigados por el crimen y que estaban alojados en el Centro de Admisión y Derivación (CAD) fue puesto en libertad, ya que se determinó que nunca había salido del departamento.

Al respecto, el fiscal Arévalo detalló que "en los videos no se ve a los menores con armas blancas, en ningún momento, en cambio sí a los dos mayores. Se sabe que se utilizaron dos armas blancas porque la filmación del edificio lo demuestra, aunque se secuestró una sola". También explicó que se ve en los videos cómo la joven cercenaba la posibilidad de escape de las víctimas.

Yañez Urrutia dijo que por lo que pudo determinar por el momento, tras una discusión entre Negretti y un amigo con los jóvenes que arrojaban bolsas con agua desde el séptimo piso de un edificio, "bajan el mayor, su mujer, y dos menores, mientras que uno (el tercer menor de edad) se quedó arriba porque la pareja tiene tres nenes chiquitos que lloraban y se quedó para cuidarlos".

Además, recordó que los adolescentes investigados son "inimputables" (tienen 13 y 15 años), por lo que "lamentablemente van a quedar en libertad en muy poco tiempo y sobreseídos por la justicia porque así lo marca la Ley".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?