Le ofrecieron hacerle un exorcismo a Delfina Chaves

Le ofrecieron hacerle un exorcismo a Delfina Chaves

Luego de contar que sufre parálisis de sueño, la protagonista de ATAV habló del trastorno que padece y le llegaron mensajes con consejos de los más diversos

Delfina Chaves contó que sufre parálisis de sueño y de inmediato le llegaron mensajes de apoyo de sus seguidores. Sin embargo, algunos llamaron la atención de la actriz protagonista de Argentina Tierra de Amor y Venganza. Se trataba de comentarios que le ofrecían un exorcismo para cuidar su trastorno.

"Yo tengo tres parálisis al mes fijas, pero no tengo alucinaciones ni apariciones. ¿Me va a empezar a pasar ahora que lo leí?", dijo la hermana de Paula en Twitter luego de que una usuaria decía que estaba haca tres días intentando dormir y que tenía alucinaciones.

Días más tarde Delfina comentó sobre algunos mensajes que le llegaron tras contar sobre su trastorno: "Con esto de la parálisis una insólita cantidad de personas me escribieron para recomendarme entidades católicas y pasarme teléfonos de curas que prestan servicios de 'exorcización'. Estoy maravillada con los niveles medievales que estamos manejando".

Varios comentaristas luego le dijeron que padeciendo lo mismo, les funcionaba rezar y pedir por la virgen María. Otros coincidieron con la idea de que hacer un exorcismo era algo "medieval".

Luego, se quejó de que los medios hablaran del tema recién luego de que una famosa contara que lo padecía: "Me sorprende la cantidad de gente que sufre este trastorno, pero más aún me sorprende como los medios siempre tienen que esperar a que alguien con algunos seguidores admita que lo sufre, para empezar a hablar al respecto".

Y siguió: "Hablemos sobre salud mental. Sobre exagerada auto exigencia. Hablemos sobre ansiedad y sobre depresión. ¿Para qué? Si no vende. Entonces mejor enseñemos cómo llegar flaca/o al verano, como perder peso, cómo marcar esos abdominales que tanto estabas esperando, eso sí vende".

La pareja de Benjamín Vicuña en ATAV había contado que no podía controlar la respiración una vez que el trastorno aparecía: "Es como estar encerrada adentro de mi cuerpo. No puedo mover ni alterar nada. La única forma de que se me vaya es relajarme para poder volverme a dormir, cosa que es imposible".

¿Querés recibir notificaciones de alertas?