Cuál fue la mujer más importante en la vida de Eduardo Feinmann

Cuál fue la mujer más importante en la vida de Eduardo Feinmann

El conductor transita por un período muy sustancioso de su privacidad y mucho tiene que ver su pareja.

MDZ Show

MDZ Show

Amor u odio. Sin términos medios, sin zonas grises que manifiesten alguna nebulosa. Eduardo Feinmann se erige en un personaje de polos opuestos, porque sus modismos, sus formas de expresión lo posicionan entre aquellos televidentes que lo adoran y los que no lo toleran.

Así construyó su espacio en los medios tradicionales, probablemente como fruto de una intencionalidad de generar controversia, aunque por sus rasgos propios de personalidad. Lo cierto es que el comunicador eligió ese camino hace muchos años y así se mueve en la pantalla y en la radio.

Toda esa vehemencia para manifestarse delante de las cámaras, de arrojarse a emanar sus pensamientos, sus posturas con frenesí posee un antagonismo en lo que refiere a su universo privado. Eduardo resguarda con mucho recelo la intimidad, su recorrido personal.

Claro que en el último tiempo entreabrió las puertas a esa arista tras convertirse en padre por primera vez en octubre del año pasado, cuando desembarcó en este planeta la pequeña Esmeralda. Sí, Feinmann trastocó un poco su semblante y exhibió un poco de comportamientos más cariñosos.

El conductor de La Nación+ y Radio Mitre entrelazó su sendero con una mujer, una persona que se convirtió en la más importante de toda su vida. Se trata de Lucía Auat, esta oriunda de Santiago del Estero que conoció en 2017 y sintió un flechazo poderoso.

Desde ese punto, Eduardo se lanzó a la aventura de construir una pareja y para eso se cobijó en los brazos de esta abogada de 36 años, con la que no le atemorizó la diferencia de edad, de esos 27 años que los separan. Así le dio rienda suelta al enamoramiento.

El círculo cercano del periodista describe que el aterrizaje de la pequeña, que está pronta a cumplir ocho meses, le modificó su semblante, se lo percibe más cariñoso, como todo un papá baboso. Empero, al aire mantiene ese rictus rígido y tajante.

Lucía se desempeña como letrada y al conocerse su nombre como pareja de Feinmann se activó una investigación que arrojó sus trabajos en la gestión pública durante el gobierno de Mauricio Macri. La novia de Eduardo trabajó como titular de la unidad de auditoría interna del organismo regulador del sistema de aeropuertos (ORSNA). Además de transitar por el Ministerio de Agricultura y en la Lotería de la Ciudad de Buenos Aires.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?