“Mi vida era un infierno” la inesperada confesión de un actor de Friends

“Mi vida era un infierno” la inesperada confesión de un actor de Friends

El actor confesó que sus malos hábitos lo llevaron a una etapa muy oscura y necesitó ayuda profesional para salir de ella.

MDZ Show Global

Cuando los fanáticos de la serie Friends están muy emocionados esperando el estreno del reencuentro, la prensa internacional se ha dado a la tarea de evaluar y comparar lo que ha sido la vida del elenco luego de que la exitosa serie llegara a su fin. 

Sin duda alguna, el actor masculino cuya vida personal ha estado más expuesta es la de Matthew Perry, quien desde que estaba encarnando al jovial “Chandler”, estaba sumergido en malos hábitos como su adición a un fármaco que resultaba como analgésico. 

View this post on Instagram

Happy Easter! From this fine dramatic actor.

A post shared by Matthew Perry (@mattyperry4) on

"Con estas pastillas me sentía mejor de lo que me había sentido toda mi vida y me volví adicto a las pastillas y el alcohol y no podía parar"

Durante las grabaciones de la tercera temporada Perry tuvo que ir por primera vez a rehabilitación. Sin embargo, años después, tuvo una muy fuerte caída que unida al alcoholismo resultó en una combinación nociva y una pancreatitis con la que casi pierde la vida. 

"Estaba metido en un problema muy gordo; mi vida era un infierno", contó el actor que de nuevo fue internado en un centro de desintoxicación en el que permaneció dos meses. 

Tras Friends y su recuperación, Perry ha participado en otros proyectos entre los que destaca “The Kennedys After Camelot” en la pantalla. También ha estado haciendo obras de teatro. 

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?