El precio de fumar: impactante aumento en cigarrillos anunciado por las tabacaleras

El precio de fumar: impactante aumento en cigarrillos anunciado por las tabacaleras

Las dos tabacaleras más grandes del país aumentaron sus cigarrillos y el próximo incremento será el 1 de diciembre.

MDZ Dinero

MDZ Dinero

Las tabacaleras anunciaron un nuevo aumento en los cigarrillos que comenzará a regir a partir de hoy: subieron un 7% promedio y el último aumento del año será el 1 de diciembre.

Desde septiembre de 2019 hasta hoy, los cigarrillos tuvieron un aumento del 42% en total y se trata de aumentos que varían según la inflación e impuestos. Sin embargo, estos incrementos atraviesan a dos marcas en particular, que son las que dominan el mercado.

Una es Massalin Particulares, dueña de Marlboro, Philip Morris, Parliament, Virginia, Chesterfield y Harmony, y por otro lado British American Tobacco (BAT), dueña de Camel, Lucky Strike, Dunhill y Pall Mall. Todas estas marcas aumentaron un 7%.

De esta manera, un Marlboro Box quedará en 200 pesos, mientras que un Marlboro Red KS en 185 pesos. Para quienes fuman Philip Morris, el atado de 20 cigarrillos tendrá un precio de 185 pesos y el de 10 de 95 pesos.

En el caso de BAT, el Camel de 20 alcanzará los 200 pesos, mientras que el Lucky Strike blanco de 20 estará 185 pesos.

Este aumento no se debe solo a la inflación sino también a un impuesto trimestral que deben pagar. Por este motivo, las productores más pequeñas de tabaco que están exentas de este pago no aumentaron sus productos.

Otros aumentos en los cigarrillos

El último aumento en el tabaco se dio en septiembre, cuando Massalin aumentó un 7% y BAT aumentó un 8%. Esta última explicó en un comunicado los motivos: "Considerando la dinámica económica, el incremento previsto de los impuestos internos a partir de septiembre y la suba de costos”.

Según la empresa, cuando se aprobó que las pequeñas tabacaleras no debían pagar impuestos se generó una competencia "desleal" en el mercado y aseguran que venden sus cigarrillos a un precio menor del que corresponde.

"La compañía reiteró el fuerte impacto que provoca el comercio ilegal y, especialmente, el perjuicio fiscal generado por el incumplimiento impositivo de algunas tabacaleras que sistemáticamente, desde 2016, logran renovar medidas cautelares vendiendo así sus cigarrillos a un valor artificialmente bajo, generando una competencia desleal para todo el mercado", explicaron.

Las tabacaleras afectadas por el coronavirus

Al no ser considerado un trabajo esencial, las tabacaleras frenaron la producción de cigarrillos. Esto generó una crisis en el sector, sumado a los impuestos que pagan desde 2016.

De a poco volvieron a la actividad y Massalin Particulares ya comenzó a producir en su planta de Merlo, mientras que BAT lo hizo en su planta de Pilar. Frente a la escasez de productos y de manera "excepcional", la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) decidió facilitarles la importación de cigarrillos por algunas semanas (finalizó el 30 de septiembre).

“En ese contexto excepcional, las empresas representativas del sector tabacalero han manifestado a esta Administración Federal inconvenientes en el desarrollo de la manufactura de sus productos”, consideró el organismo.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?