"Que muera en un accidente" y otras maldiciones de la bruja del barrio Kolton

El homicidio de León Burela tiene aristas insólitas. Pero también pruebas contundentes: hay escuchas telefónicas en las que ambas acusadas se autoincriminan. 

Redacción MDZ

La tarotista del barrio Kolton.

Facebook

“Que muera en un accidente”. Esa frase y otras maldiciones “criollas” eran parte de los trabajos esotéricos que Mónica Castro intentaba hacer en contra de la fiscal Claudia Ríos. La mujer se autodefinió en la Justicia como “ama de casa y tarotista”.

Con trabajos mágicos, buscaba tapar lo que estaba plasmado en los papeles de los expedientes: escuchas telefónicas, declaraciones y pruebas que abonan la hipótesis sobre la planificación y el asesinato de León Burela. Todo habría sido planificado por Elizabeth Ventura, su esposa, con la ayuda de la “bruja” Mónica Castro. Y ejecutado por un hombre que aún buscan. Las dos mujeres fueron trasladadas ayer a la cárcel. 

Las mujeres tenían una coartada floja de papeles que se cayó con el testimonio de vecinos y con sus propias palabras. Es que como parte de la investigación, se ordenaron escuchas telefónicas a las acusadas con las que quedaron al descubierto. “Vos que mandaste a matar a tu marido”, le dijo Mónica Castro a Ventura.

Por eso ambas quedaron imputadas por homicidio. La esposa de la víctima como autora intelectual y la “bruja” como partícipe necesaria.

El testimonio de los vecinos fue clave. Según el relato que reconstruyó la justicia, primero vieron salir corriendo a Elizabeth Ventura hacia el oeste. Luego escucharon los disparos y pocos minutos después un hombre salió corriendo hacia el este.

El allanamiento a la vivienda de castro se llevó a cabo ayer a la mañana. Alf Ponce/MDZ

Brujerías

En el allanamiento realizado ayer se hallaron cosas extrañas dentro del domicilio. Ninguna tiene carácter de prueba directa sobre el homicidio, pero sí ayuda a perfilar a los acusados y sus intenciones. Incluso había elementos esotéricos hasta dentro del congelador con la idea mágica de que no se resuelva el caso del homicidio.

La mujer tenía ocho fotos de la fiscal Claudia Ríos. Sobre una de ellas había sal un mensaje: “Que muera en un accidente”.

El operativo se llevó a cabo esta mañana. Alf Ponce/MDZ

Aunque no estaban acusadas formalmente, las mujeres habían incluido en sus “trabajos” a todo el equipo que trabajaba en la investigación. Entre ellos, los ayudantes de fiscal, los policías de investigaciones e incluso agentes que sólo estaban identificados en la causa secreta.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?