Caso Próvolo: una testigo contó que la obligaban a ver pornografía

Esta mañana se reanudó el juicio con la declaración en Cámara Gesell de una exalumna que vino especialmente desde Neuquén para brindar su testimonio. Cruces entre la defensa, la querella y la fiscalía por las preguntas que se le harán a la joven.

Redacción MDZ

Juicio Próvolo por dentro día 3

Con la declaración de una exalumna de 25 años que viajó especialmente desde Neuquén para brindar su testimonio, esta mañana se reanudó el juicio contra los curas Nicola Corradi (83) y Horacio Corbacho (59), y contra el exjardinero Armando Gómez (49), por los abusos ocurridos durante años en el Instituto Próvolo de Luján.

La testigo brindó su testimonio en Cámara Gesell al igual que el resto de las víctimas. Este testimonio se transmitió en vivo en la sala de debate para que todas las partes pudieran seguir lo que ocurría. 

Los profesionales del Edeaas (Equipo de abordaje para el Abuso Sexual) fueron los encargados de guiar a la joven. La modalidad utilizada fue la misma que en el resto de los testimonios en Cámara Gesell: se dejó hablar a la testigo para que contara lo que quisiera y luego se le trasladaron las preguntas de las partes.

La joven contó que en el Instituto Próvolo había DVDs con pornografía y que uno de los implicados -José Luis Ojeda, quien luego fue declarado inimputable- la llevó a una habitación y la obligó a ver estos videos.

Luego del testimonio en Cámara Gesell, el tribunal colegiado llamó a las psicólogas para que éstas trasladen las preguntas de las partes a la testigo. La fiscalía, la querella y la defensa plantearon sus inquietudes, aunque la defensa se opuso a varias de las preguntas planteadas por la parte acusatoria.

A raíz de esta situación, el tribunal pasó a un cuarto intermedio para determinar qué preguntas acepta que se le realicen a la joven proveniente de Neuquén.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?