Marcha docente: la opinión de los automovilistas en un día de corte

Marcha docente: la opinión de los automovilistas en un día de corte

El microcentro fue un verdadero caos este miércoles debido a las diferentes marchas que se hicieron de forma simultánea. Sin embargo, la movilización convocada por el SUTE fue la de mayor convocatoria lo que implicó demoras en el tránsito.

Iván Zirulnik

Miles de trabajadores de la educación se dieron cita en la intersección de Mitre y Godoy Cruz para comenzar una manifestación hasta la Casa de Gobierno. A pesar de tratarse de una marcha pacífica, el paso de la populosa columna provocó grandes problemas en el tránsito durante su paso. 

La reacción de los conductores y transeúntes que se toparon con los manifestantes fue heterogénea. Por ejemplo, algunas personas que disfrutaban de un café en algún bar ubicado en este recorrido, decidieron ponerse de pie y, de esta forma, mostrar su apoyo al reclamo docente. Otros, en tanto, se quejaron por los inconvenientes a la hora de transitar.

"Me parece justo el reclamo porque es una vergüenza lo que están ganando los profesionales que se han quemado las pestañas estudiando. En el sueldo se ve reflejada la poca importancia que le da este Gobierno para darles lo que se merecen. Así que me parece bien", señaló Roberto, un taxista que se encontraba atascado en el tránsito. El conductor también admitió que esta situación complicaba su trabajo, pero reiteró su posición a favor de la manifestación.

Otro trabajador del volante también dio su apoyo al reclamo docente aunque se quejó por el accionar del personal municipal a la hora de organizar el tránsito. "Tendrían que haber cortado una cuadra antes para evitar todo esto", afirmó.

Similar es el caso de una trabajadora judicial, que, a pesar de que encontrarse impedida de poder retirarse del estacionamiento ubicado enfrente a Casa de Gobierno, se mostró a favor de la movilización. "Estoy de cuerdo con modos de manifestación pacíficos como el que estoy viendo, entiendo que cuando las personas llegan a estos niveles es porque no se han sentido escuchados de ante mano", agregó.

En cambio, la opinión de una mendocina que circulaba a pie por Pedro Molina en horas del mediodía difiere de las anteriores. "Yo no tengo problema en que se movilicen, pero que lo hagan en un horario que no moleste a nadie. Tengo que hacerme unos estudios y no puedo circular con tranquilidad", expresó con cierto enojo.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?