El emotivo mensaje de Francisco a un grupo de argentinos destacando la fe del "Negro" Manuel

El emotivo mensaje de Francisco a un grupo de argentinos destacando la fe del "Negro" Manuel

El papa Francisco exhortó a tener una "fe sencilla" como la que tuviera el Negro Manuel, testigo del milagro de Luján, mediante un video.

MDZ Sociedad

MDZ Sociedad

El Santo Padre envió un mensaje al Movimiento Misioneros de Francisco, por la inauguración del Paseo Histórico Cultural negro Manuel de la Virgen de Luján.

“Adelante, con esa fe sencilla, con esa fe que es la fe que recibimos de nuestros padres, es la fe de nuestro pueblo. Es la fe que cambia la historia”, fue el llamado del Papa a tener la imagen del negro Manuel como modelo de fe entre los católicos.

Francisco envió el video para expresar su deseo de acompañar al Movimiento Misioneros de Francisco en la inauguración de un paseo histórico dedicado a la patrona de Argentina y al negro Manuel, quien fuera testigo del milagro.

Este Paseo Histórico Cultural negro Manuel’ de la Virgen de Luján, homenajea a María, madre de Jesús en su advocación de la Virgen de Luján, y al negro Manuel, personaje completamente hermanado a la devoción mariana de la ciudad bonaerense.

El negro Manuel fue un esclavo que compraron en Brasil para que viajara con un cargamento que llegaría a Buenos Aires por mar y luego entraría hasta Santiago del Estero por tierra.

En ese viaje por tierra fue donde ocurrió el milagro que congrega a millones de personas en torno a Nuestra Señora de Luján.

Con carros tirados por bueyes, el viaje avanzaba hacia el noroeste y pasaron por las cercanías del río Luján, donde por alguna misteriosa razón dejaron de avanzar.

El negro Manuel consagró su vida a la Virgen María

Aludiendo a que quizá era mucha carga o las ruedas pudieran enterrarse, decidieron descargar para moverse y luego volver con la carga. Así lo hicieron y los carros avanzaron.

Cuando volvieron a cargarlo, volvieron a detenerse y comenzaron a probar formas para continuar con su andar. Finalmente, descubrieron que cuando bajaban la imagen de la Inmaculada Concepción, el carro avanzaba pero no así cuando la subían.

Finalmente decidieron dejar la imagen de la Santa Madre y Manuel se quedó para cuidarla, iniciando una vida dedicada a cuidar y estar con la que se iría transformando en patrona de todos los argentinos.

Así como dedicó su vida, siendo un esclavo sin derechos, debió luchar por cumplir las promesas que le hizo. Es por eso que se le adjudicó la frase de "soy de la Virgen, nomás", como declarando que no tenía ya más propietario desde que había aceptado cuidar la imagen de María.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?