Volvió a pedir domiciliaria el ex militar condenado que hizo una fiesta de disfraces

Volvió a pedir domiciliaria el ex militar condenado que hizo una fiesta de disfraces

Segundo Carabajal tiene que cumplir la pena por delitos de lesa humanidad y pidió cumplirla en su casa por estar dentro del grupo de riesgo por el coronavirus. Se la dieron, hizo una fiesta y se la revocaron. Ahora, la pide otra vez. Rechazo de la querella.

Federico Lemos

Federico Lemos

El ex militar condenado por delitos de lesa humanidad, Segundo Carabajal, volvió a pedir la prisión domiciliaria por pertenecer al grupo de riesgo de contagio de coronavirus. La querella lo rechaza.

Carabajal cumplía su sentencia, una pena de 10 años de prisión por la apropiación de Claudia Domínguez Castro, la nieta recuperada 117, en el complejo penitenciario San Felipe de la Ciudad de Mendoza.

El 27 de marzo la Justicia le otorgó el beneficio de la domiciliaria en su casa del barrio Viajante de Dorrego, Guaymallén. Pero el pasado 13 de abril, celebró una fiesta de disfraces junto a su hijo y sus tres nietas y el video del festejo circuló a través WhatsApp.

"En el video se observa a Carabajal con un sombrero rojo y un antifaz colocados. Todos los que participan del video están disfrazados y bailando y se observan luces como si se tratara de una celebración de algún tipo", indica la resolución del Tribunal Oral Federal de Mendoza I (TOF1).

Por esto se le revocó "la detención domiciliaria dispuesta para Segundo Carabajal". El tribunal destaca que se le concedió el beneficio por su estado de salud, ya que tiene 73 años y padece hipertensión y otros problemas de salud, No obstante, al haber organizado un festejo en su casa, el exmilitar violó el aislamiento social, preventivo y obligatorio dispuesto por el Gobierno. "La finalidad que orientó la morigeración de la detención del condenado ha sido desvirtuada. El desprecio a la normativa de excepción vigente se contrapone diametralmente a los motivos que justificaron su aplicación", concluye la resolución del TOF1.

Nuevo pedido, rechazo de la querella

Ante un nuevo pedido de Carabajal de la prisión domiciliaria, Viviana Beigel y Pablo Salinas, abogados representantes de Abuelas de Plaza de Mayo y del Movimiento Ecuménico por los Derechos Humanos y de los sobrevivientes y familiares de víctimas de delitos de lesa humanidad, manifestaron su oposición.

"Nos oponemos al otorgamiento de los beneficios de prisión domiciliaria solicitado por Héctor Segundo Carabajal condenado por delitos de lesa humanidad y que se debe privilegiar proteger la vida y la integridad de la víctima de Héctor Segundo Carabajal y se le debe dar intervención en cada momento por la ley de víctimas", indicaron en un comunicado.

Además, señalaron que "el otorgamiento del beneficio de prisión domiciliaria luego de haber violado la prisión domiciliaria que se le concedió sería una injusticia y podría poner en peligro a Claudia (víctima) y su familia".

"Nos oponemos al otorgamiento de beneficios o morigeraciones en el cumplimiento de la condena, por entender que tal como consta en la resolución de rechazo a la domiciliaria de Etechecolatz estos no son crímenes comunes y las víctimas podrían verse afectadas, así como también puede implicar la responsabilidad Internacional del Estado Nacional", agregaron.

 

 

¿Querés recibir notificaciones de alertas?