Polémico excandidato a la Corte presidirá una fundación promovida por Francisco

Polémico excandidato a la Corte presidirá una fundación promovida por Francisco

Roberto Carlés estará a cargo de una fundación internacional promovida por el papa Francisco y que estará basada en la encíclica papal Laudato Si'.

Redacción MDZ

Redacción MDZ

El jurista argentino y excandidato para la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Roberto Carlés, estará a cargo de una fundación internacional promovida por el papa Francisco y que estará basada en la encíclica papal Laudato Si', con el objetivo de trabajar, entre otros temas, para acercar posiciones entre los Estados en la búsqueda de disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Carlés es conocido por ser el fallido candidato a ocupar un puesto en el máximo tribunal nacional durante la presidencia de Cristina Fernández de Kirchner a principios de 2015, tras la salida del polémico juez Eugenio Zaffaroni. El jurista de entonces 33 años había sido fuertemente criticado por su falta de experiencia en el ámbito judicial y sus vínculos con la militancia de La Cámpora, además de falsificar algunos antecedentes laborales en su curriculum vitae.

Alineado con Jorge Bergoglio desde antes de su designación como papa, Carlés anunció hoy la creación de la Fundación Laudato si', inspirada en la encíclica publicada por Francisco en 2015, durante un seminario virtual organizado por KAICIID International Dialogue Centre, una institución con sede en Viena dedicada a la promoción del diálogo entre diferentes culturas y religiones.

La fundación, que tendrá sede en Madrid y comenzará a trabajar antes de fin de año, tendrá como objetivo general promover el magisterio del pontífice argentino y preservar su legado, según adelantó el jurista. En particular, desarrollará proyectos de investigación e intervención para el desarrollo humano, sostenible e integral, la preservación del ambiente y el contraste al cambio climático.

De acuerdo con lo informado esta mañana por Carlés, quien desde hace varios años colabora con el pontífice en cuestiones vinculadas a los derechos humanos, Francisco apoyó esta iniciativa y encomendó su realización a él y a Bill Richardson, ex gobernador del estado de Nuevo México, en Estados Unidos, a quien conoció por su compromiso con la abolición universal de la pena de muerte.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?