Avanza el Plan Nacional contra la Violencia de Género

Avanza el Plan Nacional contra la Violencia de Género

Más de 500 mujeres y personas de las disidencias de la provincia de Buenos Aires se reunieron hoy en el balneario bonaerense de Chapadmalal, en el marco del proceso participativo para concretar el Plan Nacional contra la Violencia de Género. Se replicará en el resto del país.

Redacción MDZ

Redacción MDZ

Más de 500 mujeres y personas de las disidencias de la provincia de Buenos Aires se reunieron el jueves en el balneario bonaerense de Chapadmalal, en el marco del proceso participativo para concretar el Plan Nacional contra la Violencia de Género impulsado por el Gobierno nacional.

Fue la primera de dos jornadas que se iniciaron con el aporte de la sociedad civil, en tanto hoy será el turno de quienes ejercen cargos públicos. Este ciclo durará hasta mitad de año y que tomará las propuestas de organizaciones sociales, sindicales, universitarias y de responsables políticos, replicándose posteriormente en el Noreste del país, en el Litoral, en Cuyo, en distintas regiones patagónicas, en el área metropolitana de Buenos Aires y en el Noroeste argentino.

Las conclusiones de este primer encuentro fueron expuestas en una plenaria, donde el reclamo por la efectiva aplicación de la educación sexual integral (ESI) en todas las edades, incluyendo a personas adultas mayores, fue uno de los pedidos recurrentes, así como presupuestos acordes a las políticas de género que se implementen. Ideas sobre apoyo económico y habitacional para personas en situación de violencia, el reconocimiento monetario para quienes acompañan a las víctimas, información inclusiva sobre derechos y lugares de asistencia adecuadas a las distintas discapacidades y lenguas de migrante y pueblos originarios, fueron otros de los aportes.

Prevención de las violencias por motivos de género, y asistencia integral y fortalecimiento del acceso a la justicia, fueron dos de los temas de intercambio para aportar propuestas tendientes a construir políticas públicas. También la protección integral y el fortalecimiento de redes comunitarias y la interserccionalidad "es decir, que el enfoque sobre las violencias incluya a todos los grupos oprimidos, que se tenga en cuenta su condición socioeconómica, la edad, la orientación sexual, el origen étnico, racial y religioso” explicó a la agencia de noticias Télam Carolina Varsky, subsecretaria de Programas Especiales contra la Violencia por Razones de Género del Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad de la Nación.

En medio de los intercambios, madres de victimas de femicidio compartieron sus historias y sobre todo, sus estrategias para prevenir las violencias y para asistir a las víctimas. Laura Calampuca, mamá de Natalia Mellmann la adolescente de 15 años asesinada en 2001 en Miramar contó: “Vine a proponer cómo prevenir para que no pase esto”, mientras se tocaba el pecho donde tenía la foto de su hija.

Para Pacha y Natalia, dos jóvenes editoras de televisión, este primer encuentro “es feminismo en acción, porque intercambiamos entre todas y hablamos de otras realidades que a veces no tenemos en cuenta, como por ejemplo, la situación de las adultas mayores”. Y Leonor de 86 años es una de las fundadoras del Centro de Apoyo a las Mujeres Maltratadas de Mar del Plata. “Estamos convencidas de lo que hacemos y lo hacemos de manera voluntaria. Vinimos a aportar para pensar juntas políticas públicas, y esas políticas necesitan los presupuestos adecuados, sino es muy difícil”, analizó.

Laurana Malacalza, subsecretaria de Abordaje Integral de las Violencias por Razones de Género, destacó que “se van a habilitar otros espacios de participación online y vamos a concretar también mesas de trabajo. De cada encuentro se harán devoluciones para construir el nuevo Plan, el primero participativo”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?