Se realizaron dos allanamientos tras las revelaciones de Manzanares

Fueron en Villa la Angostura y en Santa Cruz. Allanaron el estudio de un abogado ligado a los Kirchner y Báez, y la vivienda de un familiar de Carolina Pochetti, la viuda del ex secretario presidencial Daniel Muñoz.

redacción mdz

Uno de los allanamientos se realizó en Villa La Angostura.

Diario Andino

La Justicia ordenó realizar dos allanamientos hoy en el marco de la causa de los cuadernos de la corrupción, tras las declaraciones del contador Víctor Manzanares.

Diario La Nación indicó que los procedimientos se llevaron adelante en la Patagonia, uno Villa la Angostura, Neuquén, y otro en la capital de Santa Cruz.

En Río Gallegos, el operativo que se tiene lugar en el estudio del escribano Leandro Albornoz, ubicado en la calle Zapiola 184, sería el cuarto desde 2016, cuando empezaron los allanamientos en Santa Cruz en la ruta del dinero K. Albornoz, fue el escribano que eligieron los Kirchner y los Báez para dejar asentadas sus operaciones inmobiliarias, no solo en las transacciones en común, sino también para dejar registrados sus bienes inmuebles. El escribano incluso fue parte de la sociedad Valle Mitre, con la que Báez, luego gerenció los hoteles de los Kirchner.

Por otra parte en Villa La Angostura, Neuquén, personal de la policía federal allanó la vivienda de Daniel Blanco, tío de Carolina Pochetti, y Graciela Elizabeth Lobos, ubicada sobre la calle Quilapan 95, en el barrio Rincón de Lynch, a dos kilómetros del centro de Villa La Angostura, según informó el portal Diario Andino, de la localidad.

Al momento del allanamiento la pareja no se encontraba en la casa. Afuera de la vivienda estaban familiares del matrimonio, quienes aseguraron que la pareja estaba "trabajando". Graciela Lobos es subsecretaria de Salud Comunitaria de la Municipalidad y Blanco tiene una empresa petrolera que opera en la provincia.

En sus declaraciones para convertirse en arrepentido, el contador de los Kirchner, Víctor Manzanares, relata un viaje a Neuquén que realizó a pedido de Daniel Muñoz para controlar las sociedades Patagon Adventure y Patagon Experience. "Esas sociedades estaban a nombre de Pochetti y un tío de ella, de nombre Daniel Blanco. Creo que Muñoz tenía desconfianza de cómo se estaban llevando a cabo los negocios de él", relató ante el juez, Manzanares.

Fuente: La Nación

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?