Loser dijo que Nielsen tranquiliza al FMI y que Kicillof es mala palabra

"Si hay apoyo de Alberto Fernández a figuras como Guillermo Nielsen hay tranquilidad en el FMI. Pero si Kicillof empieza a tener poder habrá un problema porque su percepción en el exterior es terrible", manifestó desde Washington el economista argentino que fue director del FMI para el hemisferio occidental.

Avatar del Mariano Bustos

Mariano Bustos

Claudio Loser

Pocos argentinos conocen tan finamente el funcionamiento del Fondo Monetario Internacional como el economista Claudio Loser. Entre 1994 y el 2002 fue director del FMI para el Hemisferio Occidental y en diálogo con MDZ Radio deslizó sus impresiones sobre la situación en la que se encuentra la negociación con Argentina. En concreto, dijo que "Alberto Fernández tiene claro que hay que empezar a hablar con el FMI" y dijo que la presencia de economistas como Guillermo Nielsen en Washington genera "tranquilidad". Pero al mismo tiempo aclaró que si Axel Kicillof empieza a tener más poder "hay un problema serio porque la percepción de Kicillof afuera es terrible".

"No hay ningún tipo de simpatía por él ni de él por los mercados financieros", expresó Loser en Vos Sabrás.

A diez días de las elecciones Loser dio a entender que ya se especula con la posibilidad de un triunfo de Alberto Fernández en las urnas el 27 de octubre pero que hasta que eso ocurra no cree que pase mucho. "No espero noticias de desembolso antes de las elecciones", afirmó. Pero en ese sentido dijo que más allá de cumplir o no con los números de las metas, lo que interesa en Washington es ver que pasa el próximo año con el programa económico.

Para el economista, lo que diga Nielsen en las reuniones que mantendrá en Estados Unidos va a tener un impacto muy fuerte en el sector inversor pero aclaró que el FMI seguirá a la expectativa hasta que se resuelva la contienda electoral.

"El FMI va a esperar porque quizás hay una sorpresa y se va a segunda vuelta. Ahí las cosas se van a complicar más porque todo se va a posponer. Creo que Alberto Fernández tiene claro que hay que empezar a hablar con el FMI. Y el macrismo no se va a lavar las manos porque no quiere una relación caótica con el fondo", concluyó.

Respecto a la posibilidad de que el plan económico de Alberto Fernández pueda ser aceptado por el FMI dijo que "a pesar de su fama el FMI es comprensivo y pragmático para adaptarse". "Siempre se pueden consensuar medidas con el fondo, pero la verdad es que Argentina no tiene muchas opciones. 

"Una cosa es la lírica de decir 'nosotros queremos hacer esto o lo otro' y otra es la realidad de una economía que no tiene financiamiento. Si quieren más consumo van a llevar a más inflación y eso va a ser peor para el país, con o sin el fondo. Creo que tienen que tener mucho cuidado y gente como Nielsen lo entiende perfectamente", finalizó.

Escuchá la entrevista completa.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?