Alberto Fernández y Schiaretti tuvieron una reunión "cordial"

Alberto Fernández y Schiaretti tuvieron una reunión "cordial"

El precandidato del Frente de Todos busca recomponer la relación con el justicialismo cordobés y llenó de elogios al gobernador de esa provincia: "Hablamos de la necesidad de que el país tenga una relación institucional como merece Córdoba. Y de la necesidad de construir juntos". Sin embargo, desde la Gobernación cordobesa bajaron el tono: "Fue un encuentro cordial"

El precandidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, se reunió esta tarde a solas con el gobernador cordobés Juan Schiaretti, en vistas a recomponer la relación entre el kirchnerismo y el PJ de esa provincia, trunca desde hace varios años a causa de múltiples cortocircuitos.

Tras la reunión, se difundió una foto del encuentro, fotografía que Fernández buscaba desde hace un tiempo, principalmente desde que desapareció Alternativa Federal y el cordobés desistió de apoyar a alguna fórmula presidencial.

Fernández llegó a Córdoba luego de declarar esta mañana ante el juez Claudio Bonadio. No respondió preguntas en el aeropuerto, pero luego de la reunión improvisó una conferencia de prensa donde llenó de elogios al mandatario cordobés y, fiel a su estilo verborrágico que intentó apaciguar en el inicio de la campaña, tuvo un tenso cruce con los periodistas.

"Lo conozco al gobernador Schiaretti de hace mucho tiempo. Tengo por él un respeto y un afecto sincero. Y él me apreció con su afecto. Muchos no lo saben, pero cuando volvió la democracia trabajé muchos años con José Manuel de la Sota", dijo Fernández luego de la reunión. "Para mí, volver a Córdoba y reencontrarme con 'el Gringo' es lindo, es grato. Hablamos de la necesidad de que el país tenga una relación institucional como merece Córdoba. Y de la necesidad de construir juntos", agregó en declaraciones reproducidas por La Voz del Interior.

En ese sentido, el candidato presidencial aseguró que con Schiaretti tienen una visión "bastante parecida" de lo que le pasa al país. "Y tenemos una visión bastante parecida de lo que debemos hacer", enfatizó. "Y para hacer eso Córdoba es central". "Yo siempre tuvo un enorme respeto por los cordobeses. He militado y trabajado con José Manuel (De la Sota) durante muchos años. No entiendo cómo quedó yo enfrentado con los cordobeses. Lo que quiero es que lo que pasó, demos vuelta la página", afirmó.

Fernández protagonizó un tenso momento cuando uno de los periodistas le preguntó textualmente: '¿Qué le dice integrar un equipo en donde hay gente personas sospechadas, presos, corruptos, hasta su misma compañera de fórmula va casi todos los días a Comodoro Py?'.

"No me parece una pregunta feliz hecha en esos términos, con toda franqueza. Mire, el que se ha corrompido y tiene que rendir cuentas, que lo haga. Las causas de Cristina las conozco. Tienen absolutamente un sentido persecutorio", respondió Fernández en un tono duro y visiblemente molesto.

Schiaretti le bajó el perfil a la reunión

El Gobierno de Córdoba, por su parte, difundió un escueto comunicado en el que se afirmó que Schiaretti recibió en su despacho a Fernández "del mismo modo que días atrás recibió al candidato a vice presidente de 'Juntos Por El Cambio', Miguel Angel Pichetto".

"De la misma manera que semanas atrás lo hizo con Miguel Angel Pichetto, senador nacional y candidato a vice presidente de Juntos Por El Cambio, esta tarde el gobernador Juan Schiaretti recibió en su despacho al candidato a presidente por el Frente de Todos, Alberto Fernández", aseguró el comunicado, poniendo en el mismo nivel al kirchnerista con el candidato a la vicepresidencia por el oficialismo.

En cuanto a la agenda, el gobierno cordobés señaló que ambos dirigentes "dialogaron sobre temas de interés nacional y la necesidad de que, más allá de quien resulte electo presidente, la Nación mantenga con las provincias una relación correcta y madura, basada en el respeto a la institucionalidad".

¿Querés recibir notificaciones de alertas?