Elecciones

Milei se encamina a ser otra vez el candidato más votado en Mendoza

Así lo marca una encuesta del gobierno provincial, para quien el resultado del domingo no variaría del registrado en las PASO. Hoy desembarca Bullrich, sin Larreta, pero respaldada por Cornejo.

Marcelo Arce
Marcelo Arce martes, 17 de octubre de 2023 · 08:22 hs
Milei se encamina a ser otra vez el candidato más votado en Mendoza
Foto: Santiago Tagua/MDZ

Quedan seis días para la primera vuelta electoral presidencial y, si ningún evento político extraordinario termina alterando significativamente el tablero, Javier Milei se encamina a convertirse otra vez en el candidato más votado en Mendoza.

Así se desprende de los números que manejaba este fin de semana largo el gobierno provincial, para quien no existen demasiadas dudas de que el resultado de las generales del domingo acá coincidirá con el de las primarias del 13 de agosto: según esas proyecciones, el candidato de la Libertad Avanza está consolidado al frente de las encuestas, seguido por Patricia Bullrich y por Sergio Massa en ese orden.

La candidata de Juntos por el Cambio repuntó algo en relación a las PASO, pero eso no significaría que esté en condiciones óptimas como para resultar la ganadora en la provincia. Mendoza podría ser escenario este fin de semana de la ratificación de lo que ya es sabido y es la crisis electoral del peronismo. Y un fenómeno, analizaban dentro del Ejecutivo provincial, se estaría produciendo en ese sentido.

El candidato de La Libertad Avanza se encamina nuevamente a ganar en Mendoza

Lejos de lo que podría suponerse, más allá de los escándalos que rodean al oficialismo a nivel nacional (caso Insaurralde al frente) Massa estaría fortaleciéndose y con chances de meterse en la segunda vuelta. ¿Cómo se explicaría esto? Por la penetración del mensaje del miedo a un triunfo de Milei que habría entrado fuerte en sectores alertados por la pérdida de derechos o por el fantasma agitado por Unión por la Patria de que estamos frente a un proceso de privatización de la salud o la educación, por solo mencionar algunos, en caso de que el libertario llegue al poder.

No hubo caso para el peronismo local. Tuvieron estímulos fuertes como la visita del propio candidato el pasado viernes, la capacidad de reagruparse (incuso con la vuelta e dirigentes que se habían ido con Omar De Marchi), pero eso no les bastaría para replicar en la provincia lo que estaría sucediendo a nivel nacional.

En definitiva, según un relevamiento de la consultora Martha Reale que hasta anoche estaban terminando de procesar, Milei redondearía los 38 puntos de intención de voto, Bullrich estaría cerca de los 26 y Massa entre los 16 o los 17 puntos.Los indecisos, se mantienen cerca del 6 o del 7 por ciento. En ese sentido, a pesar de liderar las encuestas e cara al domingo, Milei en Mendoza estaría perdiendo algunos puntos (llegó casi al 45% en agosto), Bullrich mantendría el mismo caudal de Juntos por el Cambio en la interna (sacó 28%), lo mismo que Unión por la Patria que obtuvo 16 puntos en aquella oportunidad.

En tanto, hoy intentará hacer su última jugada aquí Patricia Bullrich. Alfredo Cornejo viene de respaldar fuertemente la decisión de la candidata de su espacio de sumar a Horacio Rodríguez Larreta como jefe de Gabinete en un eventual gobierno cambiemita a futuro. Pero el impacto de tal decisión no está claro todavía. La apuesta de Bullrich cosechó halagos, aunque también disparó críticas internas. De hecho lo de hoy se iba a convertir en una nueva presentación de Larreta después del anuncio de campaña del fin de semana ya que iba a estar en la provincia que tendrá como centro el acto que se realizará por la tarde en el Parque O'Higgins con la presencia de Cornejo, de Rodolfo Suarez, de los candidatos a diputados nacionales y de un puñado de gobernadores radicales, entre otros protagonistas. Pero a última hora del lunes se confirmó que el jefe de Gobierno porteño no será de la partida.

Bullrich estará en Mendoza este martes

La aparición de Suarez en público será otra novedad, asimismo. El gobernador retomará sus actividades después de haber pedido una licencia que lo alejó del cargo durante más de una semana para tomarse vacaciones en el exterior. Demás está decir cómo cayó la decisión del mandatario en el marco de la transición.

La semana pasada Cornejo encaró una serie de reuniones buscando anticiparse a algunos problemas de gestión a futuro y ocupó para ello salones de la Casa de Gobierno, incluso. Se juntó con una veintena de directores de hospitales, programó encuentros con los encargados de la infraestructura escolar planeando el arranque de clases para febrero y buscó prever de alguna manera un accionar rápido ante la eventualidad de los incendios y del granizo que están pronosticados para esta temporada.

Un interrogante cabe hacerse en este contexto. A nivel oficial se argumentó que el viaje gubernamental respondió a la necesidad del mandatario de afrontar una crisis matrimonial. Y aquí nadie podría entrometerse. Ahora bien ¿Cómo hubiera reaccionado Juntos por el Cambio si, por caso, Axel Kicillof se hubiera ido de vacaciones al Caribe dejando la provincia de Buenos Aires en medio de un tembladeral político y económico como el que está enfrentando el país por estos días? La respuesta a tal pregunta, por supuesto, resulta retórica.

Archivado en