El sombrío pronóstico que vaticinó un reconocido analista político

El sombrío pronóstico que vaticinó un reconocido analista político

El periodista y escritor Ceferino Reato anticipó nuevos conflictos en el oficialismo luego de las elecciones de noviembre. Aseguró que el destino de Cristina Fernández de Kirchner y Alberto Fernández está atado y puso el foco sobre el rol de la oposición.

MDZ Política

MDZ Política

A pesar de que esta tarde jurarán los nuevos ministros del gabinete de Alberto Fernández el futuro sigue siendo incierto. Para el analista político, escritor y periodista Ceferino Reato, en noviembre se desencadenará una nueva crisis y en marzo habrá definiciones sobre el futuro del país. "Nos estamos enfrentando cara a cara con nuestra crisis", aseguró.

Entrevistado en MDZ Radio Reato realizó una dura radiografía del estado de situación y auguró nuevos problemas profundos en el corto plazo. "El desafío de que Alberto Fernández termine su mandato en 2023. Tenemos una crisis fuerte y dos años de gobierno", manifestó. Pero al mismo tiempo subrayó que es muy difícil que la situación actual se extienda otros dos años.

"Yo creo que para marzo del año que viene alguna solución de fondo va a haber....no vamos a esperar dos años. Vamos a ver. primero habrá una solución de compromiso en el oficialismo hasta el 14 de noviembre y después una nueva crisis. Y después veremos, no tenemos la bola de cristal y esto es un proceso político en pleno desarrollo", deslizó sin ahondar en detalles.

En lo que fue claro Reato es en que los destinos de Cristina Fernández de Kirchner y Alberto Fernández parecen estar atados y que ninguno puede dar un paso al costado. "Si la vicepresidenta renunciara ¿Adónde va? ¿A su casa? De ser así los jueces federales probablemente aceleren sus causas y vaya presa", manifestó.

"Pero si a Alberto Fernández se le ocurriera renunciar tampoco iría a un lugar muy cómodo. La política es bastante despiadada", agregó y puso como ejemplo lo ocurrido con Fernando de la Rúa

Por último, puso el foco en el rol de la oposición y dijo que si bien es oportuna la cautela que han mostrado ante este conflicto, distinta deberá ser la actitud si esto se repite después del 14 de noviembre.

"La oposición hace bien en no meterse ahora, pero después del 14 de noviembre mucha gente le va a empezar a pedir ideas a la oposición. El desafío será decidir si colaborar con el gobierno o no. Impulsar qué leyes y para hacer qué. Es complicado. Las crisis cuando son tan largas terminan devorando todo...oficialistas, opositores, etc", sostuvo.

"Con la retracción económica que hubo y con la pobreza me parece que estamos encontrándonos con nuestra crisis cara a cara. La salida la vamos a encontrar porque este es un país con capital humano y recursos. Pero la crisis es muy fuerte...", finalizó.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?