Tras amagar con un portazo, Santilli intenta retener a De la Torre

Tras amagar con un portazo, Santilli intenta retener a De la Torre

Preocupación en el larretismo por la posibilidad de la salida de Joaquín De la Torre de Juntos por el Cambio. Amaga con armar un espacio de tercera vía con Florencio Randazzo si María Eugenia Vidal no juega en Buenos Aires y desembarca Santilli. Mantiene su alianza con Jorge Macri para resistir.

Beto Valdez

Beto Valdez

En las últimas horas, el ex intendente de San Miguel, Joaquín De la Torre, pateó el tablero y anticipo que, en las actuales circunstancias de la interna de Juntos por el Cambio, está cada vez más cerca de ir por afuera y conformar una tercera vía junto a Florencio Randazzo. El impacto de sus declaraciones motivó que el vicejefe de gobierno porteño, Diego Santilli, inicie gestiones para internar retenerlo en la coalición opositora y ofrecerle un lugar en la lista de diputados nacionales por la provincia de Buenos Aires, hipótesis poco probable por la decisión del ex ministro de gobierno de María Eugenia Vidal de no coincidir con un nuevo desembarco de un porteño en el principal distrito del país.  

De la Torre es para Santilli el dirigente que mejor expresa al votante peronista no K del kirchnerismo y cree que lo demostró en la reciente entrevista que dio a Perfil donde fijó un “discurso de sentido común desde el peronismo y abiertamente diferenciador del kirchnerismo”, suele repetir el responsable de la seguridad porteña. Por eso lo llamó por teléfono luego de fijar su postura cercana a irse de JxC. Ambos dirigentes se reunirán en las próximas horas pero sin grandes chances de encontrar un acuerdo. El ex alcalde de San Miguel no está dispuesto a acompañar a Santilli y expresa sus coincidencias con el intendente de Vicente López, Jorge Macri, quien lidera la resistencia “a la imposición de un candidato puesto a dedo por el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires”.

De todas formas, De la Torre aún no ha tomado esa determinación. Según fuentes de su entorno, espera que Vidal oficialice su decisión de no presentarse en la provincia de Buenos Aires. “Si María Eugenia decide finalmente no jugar, Joaquín queda liberado como para ir por afuera de JxC”, comentan en referencia a la relación política entre ambos.           

Sin embargo, el jefe del peronismo republicano bonaerense tiene dos caminos para seguir. Jorge Macri va hacer lo posible por retenerlo dada la valoración que tiene del ex intendente y la importancia estratégica del distrito de San Miguel en la Primera Sección Electoral. Lo mismo piensa Maximiliano Abad, nuevo jefe de la UCR bonaerense y la amplia mayoría de los intendentes radicales y del PRO. Además De la Torre es el jefe político de dos distritos estratégicos en la provincia de Buenos Aires: el de San Nicolás, Pasaglia, y de Azul, Hernan Bertellys, ambos de origen peronista. San Nicolás es clave para ganar la Segunda Sección Electoral y Azul en la Séptima. 

El otro camino es sumarse a la construcción de Randazzo para ir como alternativa a la grieta. La semana pasada conversó con el ex ministro del Interior sobre la construcción de ese espacio y analizando las posibilidades de quitarle votos al Frente de Todos, cuestión que está por verse. Todavía no se sabe a ciencia cierta a quien beneficia la candidatura de Randazzo. Uno de los grandes interrogantes del escenario electoral bonaerense.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?