Alerta por el posible cierre de fronteras

Alerta por el posible cierre de fronteras

La Nación analiza un cierre de fronteras. En Mendoza querían todo lo contrario, pero el rebrote de casos complica los planes de reactivación del turismo.

Pablo Icardi

Pablo Icardi

La noticia cae como un golpe de realidad: el plan de reactivación que ponía al turismo extranjero como eje está en jaque y hay un efecto déjà vu. Es que el gobierno nacional analiza cerrar nuevamente las fronteras argentinas por los rebrotes de la pandemia y la aparición de nuevas cepas de coronavirus

El cierre de fronteras ya ocurrió con el Reino Unido y podría extenderse a otros países europeos en las próximas horas. Incluso la nueva ola de contagios en Brasil, por ejemplo, también podrían generar un cierre el ingreso de personas de ese país. En Mendoza buscaban que ocurriera lo contrario. Es decir que el Gobierno nacional habilitara el ingreso de turistas extranjeros directamente a la provincia sin tener que pasar por Buenos Aires. En especial buscaban que los puentes aéreos entre Brasil y Mendoza; Chile y Mendoza y Panamá y Mendoza se habilitaran. También que el paso Cristo Redentor se habilite para más personas, pues hoy solo pueden ingresar quienes tienen parientes en Argentina. 

El análisis de cuánto cerrar o no también entró en tensión. Hay quienes apuntan a que se cierre todo para potencial el turismo interno. El gobernador de Buenos Aires Axel Kicillof es uno de esos. Mendoza está en el otro extremo, proponiendo que se abran las fronteras. Rodolfo Suarez había insistido ante el presidente Alberto Fernández que se permita la llegada de turistas extranjeros a la provincia.

Negociaciones

En paralelo la ministra de Turismo Mariana Juri estaba el diálogo con Aerolíneas Argentinas para que aumenten las frecuencias y con otra aerolíneas para que no haya cierres definitivos. Es que, por ejemplo, estaba el compromiso de empresas como Copa para que se mantengan rutas internacionales (como la Panamá - Mendoza). Pero ese compromiso no es eterno: temen que si se demora la autorización, se abandone el interés. 

En principio el cierre sería "quirúrgico", es decir país por país y no general como se hizo en marzo de este año. Sin embargo se analizará según la situación epidemiológica. Los datos preliminares no son alentadores. 

En Argentina se quebró la tendencia y los casos de covid volvieron a subir. Las fiestas suponen un rebrote por la cantidad de reuniones y la aglomeración de personas en los centros comerciales. En el resto del mundo ocurre algo similar. Brasil tiene rebrotes, Uruguay va por su primera ola y Chile también tiene problemas para controlar la pandemia. La inmunización por la aplicación de la vacuna no será inmediata. La ilusión de tener un verano distinto desde el punto de vista turístico y económico, se desinfla.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?