Impecables y sin manchas, cómo limpiar correctamente una pared con humedad

Impecables y sin manchas, cómo limpiar correctamente una pared con humedad

Elimina la humedad y las manchas que esta produce en las paredes con un efectivo método

Napsix

La humedad es un problema en las viviendas que provoca más de un dolor de cabeza no solo por la dificultad que significa limpiar y quitarla de una sola vez y de manera definitiva, sino también por el problema que hay detrás de filtración de agua o lo que sea que genere el moho. Sin embargo, existe un sencillo procedimiento que puedes tener en cuenta en este caso.

Asimismo, para que la humedad no sea un asunto a resolver más de una vez, debes intentar acabar con la fuente que provoca este inconveniente. Para ello, asegúrate de que no existan grietas en las paredes, que los techos estén correctamente impermeabilizados y, en el caso de que la humedad sea propia de una habitación, opta por implementar un deshumidificador. Es decir, hazle frente al problema, elimínalo de raíz y previene nuevos inconvenientes.

Primero, elimina la fuente que provoca humedad
Fuente: Shutterstock

Una vez que hayas acabado con el problema de raíz, procede a limpiar las manchas de humedad. Antes, mueve de su sitio alfombras, muebles, cortinas y todo lo que pueda haber estado en contacto con esas paredes. Asegúrate de que no tengan manchas de moho. De ser así, aplica los pasos correspondientes para eliminar esa suciedad. En el caso de que no estén afectadas, tan solo quítalas y haz una limpieza de rutina.

En el caso de las paredes con humedad, hay diferentes procedimientos que puedes aplicar para solucionarlo. El más tradicional consiste en usar lejía o lavandina. Si optas por este método, mezcla una parte de este producto en tres de agua y pásalo con la ayuda de una esponja o trapo de limpieza por toda la zona a tratar. Cuando lo hagas, no olvides abrir las ventanas para evitar intoxicaciones.

El vinagre puede ayudarte en esta tarea
Fuente: Shutterstock

Por otro lado, también puedes servirte del vinagre, que es un producto estrella para limpiar la casa. Puedes aplicarlo directamente con un spray o bien diluirlo con iguales partes de agua. Cuando lo hagas, moja las paredes a tratar con esta preparación y déjala actuar al menos 20 minutos. Pasado ese tiempo, frota con un cepillo y repite el paso a paso de ser necesario. Por último, quita los restos con un paño humedecido en agua. Con esto debería ser suficiente para decirle adiós a la humedad.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?