Qué es lo que debes evitar cuando dejas a tus perros al cuidado de otras personas

Qué es lo que debes evitar cuando dejas a tus perros al cuidado de otras personas

Evita inconvenientes y asegúrate de que tus perros están bien cuidados cuando sales de casa

Napsix

En ocasiones algunas situaciones provocan que nos veamos en la obligación de dejar a nuestras mascotas al cuidado de otras personas. En esos momentos, buscamos hacerlo con quienes nos despiertan confianza y que sabemos que cuidarán a los perros como si fueran propios. Asimismo, es preciso tener en cuenta qué debemos evitar hacer en esos momentos, de manera que el animal no sufra la separación.

Ya sea por un viaje de trabajo, por las vacaciones o por cualquier otro motivo, a veces nos vemos en la obligación de dejar a nuestro perro en casa al cuidado de alguien más o bien, hacer que el animal permanezca en otra vivienda por algunos días. Por naturaleza, estas horas pueden ser muy estresantes para ellos y para la familia. Por lo que lo mejor es tener algunos recaudos muy simples para que no sufran con este cambio de rutina. Para ello, evita estas cosas.

Un cambio como este puede generarle estrés
Fuente: Unsplash

No olvides de dejarle sus cosas

Un aspecto muy importante cuando dejas a tu perro al cuidado de alguien más, es que evites llevarlo solo. Estar en otro sitio poco familiar podría generarle ansiedad y descontento. Ante esto, lo mejor es que se encuentre con parte de su casa en cualquier sitio. En tal sentido, lleva con él su cama, sus juguetes y lo que pueda hacer que la mascota se sienta como en casa.

Deja que el animal se adapte

Por otra parte, el animal se estresa ante los cambios. Por eso, evita regañarlo lo máximo posible. En cambio, permite que se premie su buena conducta y que pueda adaptarse a este nuevo lugar.

Lleva con tus mascotas sus objetos
Fuente: Unsplash

No olviden sus salidas diarias

Otro asunto que debes evitar cuando dejas a tus perros al cuidado de otras personas es cambiar demasiado su rutina. El solo hecho de estar lejos de ti y de no estar en su casa es suficiente. Por eso, en la medida de lo posible, pídele a sus tutores temporales que mantengan lo máximo posible su rutina. Es decir, que traten de respetar el horario de sus paseos, de sus juegos y el de la comida.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?