La inflación hará subir más el dólar en 2021: los detalles

La inflación hará subir más el dólar en 2021: los detalles

Con el columnista Carlos Burgueño, analizamos la presentación del presupuesto que hizo Guzmán. En esta nota te contamos qué variables se analizan para "predecir" el futuro económico del país, qué nos depara el 2021 y a cuánto se iría el dólar oficial, según los números.

MDZ Radio

MDZ Radio

En su columna económica, Carlos Burgueño analizó los números del presupuesto que presentó Martín Guzmán y qué nos depara el año próximo en términos económicos. El dólar oficial deberá subir, pese a las promesas del gobierno nacional de no devaluar.

Según Burgueño, "el mayor logro que podemos pensar para el 2021 es una inflación del 50% y una recaudación por encima de ese número, menos de eso es imposible". En tanto que en relación al dólar oficial a $102, como dice el gobierno, el economista fue claro: "¡Olvidate!".

En ese sentido, explicó que el dólar debe seguir a la inflación, entonces "supongamos que el año termina con el dólar oficial en $90, siendo optimistas, y la inflación del año que viene es del 45%: para calcular el dólar del 2021 al 90 sumale el 45% mínimo, sino tenemos atraso cambiario".

Por todo esto, nuestro columnista dijo que "estamos siendo optimistas y creyendo que el tipo de cambio oficial que tiene hoy Argentina es competitivo, cosa que también estamos en duda. Supongamos que todo se de, es imposible que la inflación sea menor al 40% y que el dólar sea $120".

¿Cuáles son las variables económicas importantes del año que viene?

Burgueño dijo que deberemos estar atentos en primer lugar al crecimiento de la economía, "básico para que a todos nos vaya mejor". Según Burgueño, un crecimiento del 5%, como propone el presupuesto, es una meta realista y razonable. Teniendo en cuenta que en el segundo y en el tercer trimestre del 2021 se van a comparar con este año de cuarentena.

"Este año la caída del PBI podría ser del 12%", anticipó el economista, quien se lo adjudicó a una cuarentena, "que fue feroz para la economía". De hecho, Argentina es el país que peores índices económicos tuvo en la región, ya que también es el que menos herramientas tenía.

En aquel sentido, Burgueño explicó que "el país arrancó la cuarentena con 2 años de caída en la actividad económica y sin reservas. Era inevitable". Para el especialista, en este escenario hubiese pasado lo mismo con cualquier gobierno. 

Incluso opinó que hubo buenas medidas positivas, como el ATP, que evitó que cierren muchas empresas, despidos y que la pobreza crezca a niveles desesperantes. Sí se mostró crítico con el IFE, "que al ser indiscriminado no estuvo bien. Entre otros errores, muchos que cobraban el IFE hacían el puré con el dólar, pero bueno, ahí faltó creatividad y trabajo".

El año que viene el gobierno tomará deuda

Burgueño explicó que el Gobierno promete reducir el déficit fiscal del 8% de 2020 a 4,5% el año próximo. "La verdad es que más no se puede, si querés mantener al país en paz, y el FMI lo entiende. La pregunta es cómo financiar ese déficit".

La gran herencia negativa que recibió Macri de Cristina Fernández fue un déficit del 3.5%, "eso condicionó todo su gobierno, hizo la rueda de deuda externa, la quita de subsidios y de aumento de tarifas, que ya conocemos". Ahora, el gobierno nacional el año que viene debe cubrir 1 punto más de déficit fiscal que el que tuvo que cubrir Macri.

Para esto, Burgueño dijo que hay 2 opciones: toma deuda o crear un superávit comercial lo suficientemente abultado como para cubrirlo.

El ministro de economía propuso que el déficit fiscal se cubra en un 40% con emisión de deuda en pesos y en un 60% en emisión monetaria. "Eso es inviable y generó que los mercados están alterados y que se de el shock de confianza", dijo Burgueño. Entonces "Guzmán, en un gesto de realismo, de aquí a que termine el año debe dar señales sobre cuánto va a poder reducir ese 60% de emisión y llevarlo al mínimo. ¿Cómo lo hará? Tomando deuda".

Así, Burgueño aseguró que la gestión de Alberto Fernández el año que viene sí o sí tomará deuda. "Es muy probable que en las próximas semanas el gobierno empiece a negociar dólares desde el FMI. El Fondo tiene un plan para ayudar a los países en desarrollo o emergentes por la pandemia, serían 3.500 millones de dólares, la única condición es tener la cuota al día y la tenemos".

Otra opción, que es la más polémica, es si Argentina puede recibir parte de los 11.700 millones de dólares que restan activar, pendientes del gobierno de Macri, pese a que esa gestión había dicho que no la usaría. "La pregunta es qué condiciones te pondrá el Fondo para avanzar sobre este dinero", concluyó.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?