ESTREMECEDOR

Cómo es la nueva vida en España de Antonella, la hija de Natacha Jaitt: por qué se fue y qué hace

La joven de 23 años se mudó a Barcelona por una promesa secreta que le hizo a su mamá.

MDZ Show
MDZ Show martes, 4 de enero de 2022 · 07:00 hs
Cómo es la nueva vida en España de Antonella, la hija de Natacha Jaitt: por qué se fue y qué hace

El triste desenlace de Natacha Jaitt continúa retumbando en el inconsciente colectivo, todavía resuenan las imágenes de ese crimen extraño y sin resolver que aconteció en febrero de 2019. La Justicia no avanzó en la causa y parece que nunca se lograr esclarecer el hecho.

El dolor caló hondo en Antonella Olivera, la hija de la famosa actriz, quien se calzó al hombro las responsabilidades de procurar que los tribunales investigaran el asesinato de Natacha. Con todo lo que implica para una joven que apenas tenía 20 años.

El tiempo transcurrió, las heridas no sanarán jamás, al menos hasta que se encuentren a los verdaderos culpables, hasta que se esclarezcan los acontecimientos que derivaron en la angustiante partida de Jaitt, quien llevaba adelante una serie de denuncias de toda índole, sobre todo de abusos a mujeres y menores.

Hoy, Antonella decidió cambiar radicalmente su vida y dejó el hogar en el que compartía con su tío Ulises Jaitt y su hermano Valentino. Así, la joven tomó impulso y siguió a rajatabla la promesa que le exigió su madre que cumpliera: viajar a España.

Olivera armó sus valijas, cargadas de ilusiones e incertidumbres, y hace seis meses que se instaló en Barcelona. Ahora la pregunta es por qué eligió ese destino. “Es una promesa que le hice a mi madre en caso de que le pasara algo, y porque es una de las tantas razones para volver a empezar, encontrar mi rumbo”, confesó. 

En cuanto a sus motivaciones para este giro profundo, Antonella explicó, en diálogo con Clarín: “Luego de su muerte quedé muy dolida, no sabía para dónde ir, qué camino escoger. Fui la querellante de su causa y vi cosas que hubiese deseado no ver y por el futuro de mi familia y el mío decidí venirme para acá".

Evidentemente, Natacha presentía algo respecto a su seguridad y como buena madre le solicitó a su hija que encontrara una nueva puerta. “Me pedía que me fuera específicamente a España, no que me fuera del país, que viniera justamente para acá, donde ella forjó su carrera. El mismo día de su muerte y en esa conversación me volvió a pedir que le jure que iba a cumplir mi promesa”, reveló.

En lo relacionado a su modo de solventar este desafío, Antonella contó:  “Me vine justo para la temporada de verano porque sabía que iba a ser más fácil conseguir trabajo. El primer mes trabajé de camarera en un restorán muy conocido y ahora estoy trabajando en otro bar de lo mismo. Hasta que me acomode e inicie lo mío voy a seguir trabajando de esto”.

Y así también narró los anhelos que persigue en España: “Me encantaría ganarme la vida como actriz porque estudié para eso y antes de la pandemia estuve haciendo teatro en calle Corrientes... También poder entrar a algún reality, quizás el mismo al que entró mi mamá”.

Archivado en