Bizcochuelo de vainilla sin harina, sin tacc y absolutamente exquisito

Bizcochuelo de vainilla sin harina, sin tacc y absolutamente exquisito

Si estabas pensando en preparar una merienda bien rica y apta para todo público ¡es por aquí! Toma nota de todos los detalles.

MDZ Gastronomía

MDZ Gastronomía

Para los que adoran preparar las meriendas o agasajar a sus seres queridos, hoy tenemos una receta muy fácil y deliciosa: un bizcochuelo -o como se le dice en España, bizcocho- de vainilla espectacular.

Se trata de una preparación muy clásica que te salvará inclusive cuando necesitas una receta sencilla con el fin de sorprender a alguien en el día de su cumpleaños.

El bizcochuelo de vainilla es facilísimo y una preparación muy válida para rellenar con crema, dulce de leche, nutella y también decorar con miles de ideas: hay muchas formas de presentar este exquisito bizcocho. 

Si quieres le puedes agregar la ralladura de algún cítrico, solo recuerda evitar utilizar la parte muy blanca. Un tip importante: recuerda precalentar el horno.

Es delicioso.

Ingredientes: 

  • 4 huevos 
  • 130 gramos de azúcar 
  • 130 gramos de Maizena 
  • esencia de vainilla sin tacc cantidad necesaria 

Relleno:

Te proponemos simplemente 4 cucharadas de alguna mermelada light sin tacc. 

No dejes de prepararlo.

Preparación: 

Enmantecar y espolvorear con fécula de maíz un molde para tortas de 24 cm. Además, precalentar el horno a 160 grados por 15 minutos. 

Separar las yemas de las claras y reservar. 

Batir las claras de los 4 huevos a punto nieve, es decir, hasta que se cree una espuma blanca con consistencia de crema de afeitar, y reservar. 

Luego, batir las yemas con el azúcar, agregar la fécula de maíz con cuidado, de a poco... y al final, la esencia de vainilla.

Mezclar todo integrando con una espátula, haciendo movimientos envolventes, y en partes agregamos las claras batidas a punto nieve, también con movimientos envolventes y en partes, hasta lograr una mezcla homogénea.

Poner la preparación en el molde, previamente engrasado, y cocinar de 45 a 55 minutos. Dejar enfriar y desmoldar. Cortar por la mitad y rellenar con mermelada. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?