Reforma laboral

Mundos paralelos con el menemismo en materia laboral

La desregulación laboral durante el gobierno de Carlos Menem fue en la misma línea que la reforma actual propuesta. ¿Cómo evitar la desocupación que generó?

Sergio Lanzafame
Sergio Lanzafame jueves, 30 de mayo de 2024 · 07:02 hs
Mundos paralelos con el menemismo en materia laboral
El teletrabajo es uno de los ítems que no se contemplan en la reforma laboral Foto: Freepik

Era algo previsible, pero no por ello menos preocupante. Las correcciones macroeconómicas ya generararon una fuerte recesión y, junto a ello, un incremento del índice de desempleo.

Desde Ghidini Rodil, la empresa especialista en headhunting y reclutamiento profesional, hicieron un paralelismo entre la situación que comienza a vivirse hoy y lo que sucedió durante la presidencia de Carlos Menem y se preguntan si es ése el modelo a seguir.

El riojano llevó adelante programas y reformas compartidas con el actual gobierno, con paralelismos en materia de reforma laboral y sus potenciales efectos sobre el empleo.

"Los dos comparten el mismo espíritu neoliberal y la idea de transformar el mercado laboral para que sea más flexible. En el periodo de Carlos Menen se introdujeron medidas para flexibilizar el mercado laboral. Aquellas reformas apuntaban a facilitar y agilizar la contratación o desvinculación de los trabajadores con la intención de aumentar la competitividad", señalan.

Pero, el periodo de crecimiento económico, sin embargo, "generó un crecimiento del desempleo, que prácticamente se duplicó (+94%) de 7,1% en octubre de 1989 a 13,8% en octubre de 1999".

Matías Ghidini de GhidiniRodil, plantea al respecto que "las medidas que se ejecutaron para agilizar el mercado laboral definiticamente fueron positivas en ese época, aunque no fue la única causa que disparó el desempleo porque es un fenómeno multicausal, que tiene que ver con la situación económica".

En todo caso, que el avance del desempleo no tenga el mismo comportamiento durante este gobierno dependerá también de que la economía se recupere y las demás variables acompañen.

En la actual Ley de Bases, el gobierno pretende avanzar sobre la eliminar de más regulaciones laborales argumentando, al igual que el menemismo, que aumentar la flexibilización reduce el desempleo. La pregunta es si realmente será así, o más bien, qué puede estarle faltando en la Reforma Laboral propuesta para que efectivamente produzca ese efecto.

Desde Ghidini Rodil plantean tres iniciativas. La primera es tomar medidas concretas referidas al teletrabajo, con una normativa aggiornada, en momentos en que el 90% de las compañías han adoptado un esquema híbrido. La segunda es la reducción de los costos laborales. Por último, se debe incorporar artículos que conecten estrategicamente el mundo laboral con el mundo de la educación, paso previo de toda salida laboral. 

La más urgente, propone, Marías Ghidini es la reducción de los costos laborales que impactan directamente en la capacidad que tienen las empresas para contratar gente, "que salga más barato contratar un trabajador" y "eso se puede hacer de manera segmentada, por un periodo determinado, sector industrial, o grupo de trabajadores".

Por otro lado, el tema del teletrabajo está ausente en el debate, así como un tema de largo plazo como es la relación de trabajo con educación. "Cómo se forman los profesionales del futuro debe ser parte del planeamiento estratégico de los recursos humanos del país", argumenta Ghidini.

Archivado en