La sorprendente carrera espacial de 2021

La sorprendente carrera espacial de 2021

Los vuelos al espacio no son un capricho de millonarios exhibicionistas. Debemos interpretar su verdadero impacto como avances en una tecnología hoy costosa que, a futuro, será más accesible y ayudará a solucionar varios problemas de nuestro planeta.

Ray Blanco

Ray Blanco

El miércoles se conmemoró el 52º aniversario de la misión Apolo 11, cuando los astronautas alunizaron por primera vez. Y ese mismo día por la mañana, Jeff Bezos y su equipo realizaron un exitoso vuelo suborbital con el propio magnate a bordo. Cuatro minutos de gravedad 0, estar flotando como objetos sin peso, fueron parte de la experiencia antes de que motores y cápsula regresaran a Tierra y aterrizaran sin problemas.

Esto fue apenas una semana después que Richard Branson realizara su primer y exitoso vuelo suborbital con una nave de su empresa, Virgin Galactic. Los aplausos fueron fuertes, se descorchó champagne, hubo abrazos… Y muchos de los que miramos los lanzamientos quedamos un poco desilusionados.

Parece que estos dos vuelos fueron simplemente de dos multimillonarios haciendo gala de su riqueza y saliendo de paseo por el espacio. Esto tiene un impacto mayor incluso en Estados Unidos, donde el precio del pasaje fue publicitado en USD 250.000 por pasajero, por lo menos para Virgin Galactic.

Los críticos del espectáculo dicen que debemos enfocarnos en solucionar problemas aquí, en la Tierra, en lugar de estar volcando miles de millones de dólares en paseos para millonarios. Y hasta el propio Bezos coincidió con esta apreciación cuando dijo: “Bueno… diría que en gran parte están en lo cierto. Tenemos que hacer ambas cosas. Tenemos muchos problemas aquí y ahora en la Tierra y necesitamos trabajar en ellos, pero siempre necesitamos mirar hacia adelante. Siempre lo hemos hecho como especie y como civilización. Tenemos que hacer las dos cosas".

 "(La misión es para) construir una ruta hacia el espacio para que las próximas generaciones hagan allá cosas sorprendentes, y esas cosas sorprendentes resolverán problemas aquí, en la Tierra”.

Tampoco está equivocado. La tecnología espacial generó el desarrollo de otras que cambiaron las vidas de muchas personas en todo el mundo. Provocó el desarrollo de productos como implantes cocleares, GPS, mejor equipamiento agrícola, seguridad en las alertas meteorológicas y todo lo vinculado con internet.

Solucionas problemas y creas mejor tecnología forzando los límites hasta el extremo y aprendiendo de esos momentos. Recuerda también, esto no fue solo un paseo para multimillonarios. Varios de los astronautas recolectaron datos y trabajaron mientras realizaron estos dos vuelos.

Estos vuelos fueron extremadamente baratos en comparación con un vuelo espacial normal que puede costar millones de dólares. El precio de USD 250.000 por pasaje es caro, pero ¿cuán caro será en 10 años? Otras compañías se están poniendo impacientes para entrar en este negocio y cuanta más competencia tengamos en el sector, mejor. Y un pasaje de USD 250.000 se convertirá en USD 150.000, luego en USD 50.000 y así.

Con el correr del tiempo, estos vuelos serán mejores y más baratos, y se espera que eventualmente sean usados por gente que no pertenezca a la más poderosa elite de multimillonarios. Piensa en los aeroplanos hace 100 años. Eran extremadamente peligrosos, ineficientes y muy costosos. Ese es el punto en el que estamos hoy en la carrera espacial.

Puede comenzar como turismo espacial para los ultra-ricos que quieren que los llamen “astronautas”… Pero eventualmente, la tecnología va a ser comprendida en mayor profundidad, mejorada, comercializada y abierta a las masas. Eso significa que los vuelos que a veces llevan días para ir de una parte del mundo a otra, podrían hacerse en un par de horas.

Tampoco se queda esto simplemente en un viaje humano. La carga que se echa a perder en poco tiempo y necesita llegar a la otra punta del planeta podrá entregarse en una fracción del tiempo que requiere hoy.

Entonces, una vez que tengamos la experiencia para manejar los vuelos suborbitales, tendrás una cantidad de otras empresas en el espacio. El minado de asteroides en busca de materiales preciosos, el emplazamiento de estaciones espaciales más alejadas… Y, eventualmente, la colonización de distintas partes del espacio como lo que Elon Musk quiere hacer en Marte.

Entonces sí, los viajes de la semana pasada y de esta fueron un paseo, de algún modo. Pero fueron un paso fundamental para lograr algo mejor. Y cuanto más logremos, mejor serán nuestras vidas. Y claro que, en el proceso, surgirán empresas espaciales listas para convertir una pequeña inversión en ganancias importantes.

 

Temas
Inversor Global

¿Querés recibir notificaciones de alertas?