Dólar blue: por qué sigue "planchado" y qué pasará en los próximos meses

Dólar blue: por qué sigue "planchado" y qué pasará en los próximos meses

La cotización informal continúa estancada desde febrero y el mercado se mueve bajo una "tensa calma" por las intervenciones del gobierno.

MDZ Dinero

MDZ Dinero

En medio de un año electoral muy particular, los argentinos miran con atención qué puede pasar con el precio del dólar en los próximos meses.

El dólar "blue", la cotización informal de la divisa norteamericana, permanece "planchado" por debajo de los $145 desde febrero y algo similar sucede con el dólar Bolsa y con el dólar contado con liquidación, que se obtienen con la compra y venta de bonos y acciones.

A pesar de esta inusual situación, el tipo de cambio oficial se sigue moviendo en sintonía con la inflación y acumula en 2021 una suba cercana al 9%. El dólar se mantiene en medio de un clima de "tensa calma", enmarcado en un duro cepo cambiario y en un contexto donde no hay ingreso genuino de divisas.

"Es difícil hacer predicciones sobre qué puede ocurrir con el precio del dólar blue porque es un mercado con poca información y transparencia, pero seguramente las autoridades económicas generarán algún tipo de intervención. Algo destinado a moderar la corrección de los precios, para que no vuelva a ser noticia y que la brecha se mantenga estable", explicó Gustavo Quintana, analista de PR Cambios, en diálogo con iProfesional.

Por qué el blue está "planchado"

"Hoy la brecha entre el oficial y el blue se sitúa en 56% y no hay motivos para pensar que pueda reducirse a corto plazo. El dólar solidario actúa como piso para la cotización del blue: si este último valiera menos que el solidario, la demanda minorista para ahorro se canalizaría al mercado informal y, dado el bajo volumen, haría subir el precio rápidamente", señaló Claudio Caprarulo, economista principal de Analytica Consultores.

En este sentido, el economista agrega que mientras que el Gobierno continúe interviniendo, y mantenga controlado al MEP (dólar Bolsa), produce que la posibilidad de un alza en el precio del blue "parezca acotada, en la medida que es posible arbitrar entre ambos mercados".

Es decir que se abre la posibilidad de comprar el dólar en la plaza donde está barato para venderlo en la que está caro.

Desde su pico de $195 en octubre del año pasado, el dólar financiero (contado con liquidación), bajó desde entonces un 25% y se encuentra alrededor de $146 desde fines de enero. Incluso llegó a tocar los $140 a fines de 2020 y comienzos del corriente año. El dólar libre (financiero y blue) se ubica por debajo del tipo de cambio "solidario", que surge de aplicar a la cotización oficial minorista el impuesto país y la retención de Ganancias, por lo que se llega a una cotización que supera los $160.

"Al ser un mercado chico, la variación del blue puede darse en base a operaciones puntuales o, como también es esperable, a que la demanda de pesos baje estacionalmente en marzo y abril, presionando sobre la cotización del dólar", agrega Caprarulo.

En este sentido, Natalia Motyl, economista de la Fundación Libertad y Progreso, considera que el blue estuvo a la baja en las últimas semanas por "las compras de dólares por parte del Banco Central, que los destinó a comprar bonos y abastecer al mercado de contado de liquidación".

De esta forma, los analistas indican que estas intervenciones oficiales son las que generan cierta estabilidad en el mercado cambiario, que se traslada al informal y a su valor. Aunque ello tiene un efecto negativo en el balance de la autoridad monetaria.

A ello se le suma que los exportadores de cereales y oleaginosas están totalizando ventas récords que no se observan desde enero. El ingreso de esas divisas también sirve para calmar al mercado.

El pago del impuesto a la riqueza, que vence a fines de marzo y que se pagará en cuotas, implica que exista venta de dólares para enfrentar este compromiso. Lo cual también repercutirá en el precio de la divisa informal.

Un factor que también pesa en este momento es que el dólar está "debilitándose" en el resto del mundo por el anuncio de las políticas fiscales expansivas de los Estados Unidos, con el objetivo de amortiguar el impacto de la crisis provocada por la pandemia.

A ello se le debe sumar que en octubre pasado se produjo un efecto overshooting (sobrereacción) en el precio del blue, que en los últimos meses corrigió a la baja. Es decir, el precio del dólar informal se está "acomodando" al valor que realmente debería tener en este momento, y no al elevado y "fuera de escala" $195 que llegó a tocar el año pasado. En el mercado se estima que el precio del blue comenzará a subir cuando se acerquen las elecciones.

"Una opción, la más exigente, será mantener este tipo de cambio pisado hasta que las reservas aguanten. La otra es ir relajando poco a poco las ventas, para llegar con más reservas y brecha a las elecciones para ahí mostrarse más duro y frenar las tensiones", especulan los especialistas.

Según consigna iProfesional, desde la Fundación Libertad y Progreso estiman un blue cercano a los $200 para fin de año.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?