Empresarios critican "cambios en las reglas y controles de precios"

Empresarios critican "cambios en las reglas y controles de precios"

La Asociación Empresaria Argentina, que nuclea a los empresarios más importantes del país, emitió un comunicado manifestando la preocupación por las decisiones del Gobierno nacional.

Redacción MDZ

Redacción MDZ

Tras el anuncio de hace algunos días del presidente Alberto Fernández, los empresarios más importantes del país salieron al cruce de la decisión del Gobierno nacional. Precisamente, a través de un comunicado, la Asociación Empresaria Argentina (AEA) criticó los cambios en las reglas de juego, los controles de precios y congelamientos de tarifas impulsados por el Ejecutivo.

Asimismo, piden "defender la propiedad privada y las instituciones, una Justicia verdaderamente independiente, la división de poderes y la libertad de prensa".

La entidad actualmente está dirigida por Jaime Campos y son parte de la misma empresarios como Luis Pagani (Arcor), Sebastián Bagó (Laboratorios Bagó), Carlos Miguens (Grupo Miguens), Cristiano Rattazzi (FCA), Alfredo Coto (Coto), José Cartellone (Construcciones Civiles), Enrique Cristofani (Santander), Federico Braun (La Anónima), Alberto Grimoldi (Grimoldi), Eduardo Elsztain (IRSA), David Lacroze (Grupo Lacroze), Norberto Morita (Southern Cross Group), Marcos Galperín (Mercado Libre), Martín Migoya (Globant), Luis Pérez Companc (Grupo Pérez Companc), Alejandro Bulgheroni (PAE), Paolo Rocca (Techint) y Héctor Magnetto (Clarín).

Ellos destacaron el rol del sector privado, y la necesidad de tener instituciones fuertes, una Justicia independiente y libertad de prensa para que la Argentina vuelva a tener inversiones y crezca.

En un contexto nacional que consideran desfavorable para el sector privado, con el intento de expropiación de Vicentín, las versiones de subas de impuestos a las ganancias a las empresas y a las grandes fortunas, y la tomas de tierras, reclamaron el "respeto a la propiedad privada" y evitar la aplicación de impuestos que consideraron "confiscatorios"

"La Argentina necesita imperiosamente crecer y desarrollarse en forma sostenida. El camino más eficaz para generar empleos, ingresos y reducir la pobreza es la movilización plena de las energías del sector privado, es decir, permitir y estimular tanto a individuos como a pequeñas, medianas y grandes empresas a emprender, a desarrollar nuevos proyectos, a invertir, a innovar y a conquistar mercados externos", dijeron los dirigentes de empresa.

Con el Estado buscando ser protagonista en la recuperación de la economía, desplazando el rol de los privados, es aún una incógnita para muchos empresarios que ven señales divergentes en el Frente de Todos.

"La condición necesaria para ello es contar con instituciones fuertes en el marco de la Constitución; asegurar la plena vigencia de la República; la división de poderes; una justicia verdaderamente independiente y la libertad de prensa", señalaron.

"Para llevar a cabo eficazmente la tarea de volver a poner en marcha el aparato productivo del país, así como para alentar nuevas inversiones, es fundamental evitar los controles de precios, así como el congelamiento de tarifas que tensionan la ecuación económica de las empresas", dijeron.

Las tarifas de los servicios públicos están congeladas hasta el año que viene y sin certezas de lo que ocurrirá con ellas. En tanto, el Ministerio de Desarrollo productivo congeló -sin consenso empresarial- hasta el 1º de octubre los Precios Máximos, el congelamiento de precios de 23.000 variedades de productos.

Esta situación, y las de las tarifas, ya habían generado críticas en las empresas multinacionales.

Los empresarios cerraron: "Debe además garantizarse el derecho de propiedad y evitarse la aplicación de impuestos confiscatorios que alejen de la Argentina a empresas y personas".

El ministro de Economía, Martín Guzmán, presentará a mediados de este mes, junto con el Presupuesto 2021, una ley de reforma tributaria en la que, dijo ayer, espera "corregir" lo que hizo Nicolás Dujovne en 2017. Se prevé que haya una marcha atrás con la baja gradual del impuesto a las ganancias corporativas y de aportes personales. Por otro lado, el Frente de Todos ya envió al Congreso el proyecto para cobrar un impuesto a las grandes fortunas.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?