Tenis

Roland Garros: triunfazo de Mariano Navone ante un ex top 10 y récord

El argentino de 23 años continúa su racha ascendente en esta temporada. Venció a Pablo Carreño Busta en cuatro sets, protagonizó un récord y jugará contra quien venció a Djokovic hace una semana.

Lucio Cappellini
Lucio Cappellini martes, 28 de mayo de 2024 · 18:12 hs
Roland Garros: triunfazo de Mariano Navone ante un ex top 10 y récord
Mariano Navone está entre los mejores 64 del torneo parisino. Foto: @TenisMundial

¿Hasta dónde llegará Mariano Navone? Es esta una pregunta que muchos se han hecho a lo largo de 2024, al ver que el tenista argentino de 23 años no para de cosechar buenos resultados y superar sus propias barreras. El nacido en 9 de julio dio un nuevo paso ascendente en este mediodía al vencer por 5-7, 6-3, 6-1 y 6-0 al español Pablo Carreño Busta, quien supo ser el 10º mejor jugador del mundo en 2017, en la primera ronda de Roland Garros; el primero de su vida. Navone se convirtió en hombre récord en París, pero eso no le pesó: es el primer tenista en ser preclasificado (es decir, estar entre los mejores 32 del torneo) en su primer Grand Slam. Algo que grafica a la perfección el meteórico crecimiento de la Nave.

Enfrente suyo tenía a un rival que supo animar el circuito hace algunos años y que tiene experiencia y jerarquía. Pero Pablo Carreño todavía está buscando ritmo luego de una larga lesión en el codo y varios meses de inactividad. Por eso, si había un momento ideal para enfrentarlo, era este. Y así lo vivió Navone, que sufrió la contundencia de su rival en el primer set y, tal vez, los nervios lógicos de quien debuta en un cuadro principal de Grand Slam. Ya en el segundo, el argentino le imprimió otra movilidad y otra coordinación para dominar la mayoría de los puntos desde su ubicación en la cancha. Pegaba y buscaba adelantarse; y Carreño sufrió la embestida: Navone realizó 39 tiros ganadores y el español, 26.

En su tercer torneo ATP en Río, Navone llegó a la final. (Foto: achivo)

En los últimos dos sets, el de 9 de julio fue preciso con el primer saque (acertó el 69%) y, sobre todo, casi implacable con la devolución: en el partido generó 22 oportunidades de quiebre y concretó 11. Se llevó los últimos dos parciales de forma abultada mostrandose óptimo físicamente, contra un rival que no pudo seguirle el ritmo. Así, Mariano Navone concretó el primer triunfo de su vida en un Grand Slam y lo vivió con su gente. En la Cancha 4 lo alentaban sus padres, sus hermanas (que viven en La Plata y Melbourne, respectivamente), sus primos y amigos de su ciudad. La Nave no podía ocultar su sonrisa y lo demostró en la entrevista posterior que le hicieron en la cancha: “Si me hubiesen dicho hace unos años que iba a jugar acá y generar esto, me habría parecido imposible”.

El primer desafío no fue sencillo y tampoco lo será el segundo. El jueves se cruzará con el checo Thomás Machac (34º), quien hace solo días venció a Novak Djokovic en el ATP 250 de Ginebra y esta mañana se impuso ante el portugués Nuno Borges. Pero la Nave ha dejado claro a lo largo del año que para él lo difícil es posible y lo imposible, solo un poco más difícil. Mariano Navone no tenía victorias ATP hasta febrero de este año y estaba fuera de los 120 mejores tenistas del mundo, pese a haber alzado cinco trofeos del Challenger Tour el año pasado. Desde entonces, llegó a dos finales, unas semifinales, al puesto 31º del ranking ATP, se aseguró prácticamente un lugar en los Juegos Olímpicos de París 2024 y ganó el primer partido que jugó en Roland Garros en toda su vida.

Le preguntaron a Navone tras la victoria si acaso no sentía nervios, mientras se lo veía sonriente. Porque, decía el periodista Alejandro Klappenbach, muchos en su lugar, de crecer en el circuito a pasos tan agigantados, sucumbirían en pánico. Pero el argentino, genuino y templado, reflexionó: “Me llevo el triunfo y esta conexión con la gente. La situación del partido la sufro muchas veces, es difícil no sentir nervios, soy un ser humano, pero algunos tendrán distintas maneras de vivir. Estoy disfrutando de jugar Roland Garros, con mi familia en la tribuna, una de mis hermanas, que está viviendo en Melbourne, la otra que vive en La Plata y la veo poco... Es emocionante”. 

Mariano Navone tuvo el privilegio de entrenar con Nadal en este Roland Garros. (Foto: @ESPNtenis)

Navone es uno de los cuatro argentinos que siguen en carrera en el cuadro de hombres, junto a Francisco Cerúndolo, Sebastián Báez y Tomás Etcheverry. Pedro Cachín, Tiago Agustín Tirante, Federico Coria y Román Burruchaga, por su parte, se despidieron de París en primera ronda. Tampoco pudieron cosechar éxitos en sus debuts Julia Riera, María Lourdes Carlé y Nadia Podoroksa; las tres argentinas perdieron en sets corridos ante Irina-Camelia Begu, Elise Mertens y Victoria Azarenka, respectivamente. Los ganadores del tercer día de competencia fueron, justamente, los preclasificados. Y la victoria más resonante seguramente haya sido la de la Nave. ¿Hasta dónde llegará el jugador sensación del 2024? Es algo que los fanáticos se preguntan hace meses. Por ahora, no parece querer detener su espectacular andar.

Archivado en