Quién es el mendocino que aspira a ser presidente de Boca

Quién es el mendocino que aspira a ser presidente de Boca

Jorge Reale, quien aspira a ser presidente de uno de los clubes más grandes de Argentina, habló en MDZ Radio sobre sus expectativas e ideas para ese proyecto.

MDZ Radio

MDZ Radio

Jorge Reale es el mendocino que aspira a ser presidente de uno de los clubes más grandes de Argentina. Habló en MDZ Radio sobre su historia y las expectativas que tiene si es elegido para liderar el Club Atlético Boca Juniors.

“Mi abuelo fue vicepresidente de Boca de Bermejo. Mi papá junto con él se hicieron socios y fanáticos del club. Cuando era muy chiquito tengo presentes recuerdos cuando íbamos a la cancha, son cosas que no se olvidan.  En algún lugar esto que intento y que trabajo sin descanso para ser presidente de Boca siento que se lo prometí a mi abuelo”, contó Reale.

"Hace 20 años me fui de Mendoza con el objetivo de mejorar mi realidad y construir mi empresa familiar. Tengo 51 años, soy una persona adulta, pero me siento joven. Como ya logré lo que quería, decidí dedicarle todo mi tiempo a mi pasión. Yo he decidido dedicarle el resto de mi vida a Boca, dándole absolutamente el tiempo que pueda para hacer del club el mejor del mundo”, agregó. 

Jorge Reale estuvo en el programa de MDZ Radio "No cantes Victoria" 

En cuanto a sus propuestas, el mendocino señaló: "Quiero un club unido, mi gran desafío es hacer más unido a Boca, hacerlo más moderno y ganador, que podamos jugar copas intercontinentales. El proyecto de agrandar La Bombonera es inviable. La idea es convocar a todos para pensar qué hacer con ella, que nos quedó chica”. 

Además opinó sobre El Consejo de Fútbol de Boca, que representa uno de los mayores problemas internos del club: “Yo trabajaría con manager responsable y dirigente. Creo que la mirada de quien fue jugador, que entiende al deportista, y la del dirigente, que tiene toda la mirada global de los números de lo que está sucediendo en el club, hacen el equilibrio justo”.    

En cuanto a la figura de Riquelme, dijo: “Cuando tomó la decisión de hacerse dirigente, para mí fue muy sano. En definitiva es un recambio generacional. Yo voy a competir con él en las elecciones. Ha hecho cosas bien y mal, si me parece que tiende a aislarse y aquel que dirige mientras más aislado está, menos posibilidades tiene de entender el sentimiento del socio”.

También remarcó lo que representa intentar ser presidente de un club: “La dedicación es un esfuerzo económico muy grande, ya que le restás tiempo a tu trabajo”.

Finalmente, ante su candidatura expresó: “Boca creció tanto como institución y somos tan grandes en la Argentina, que es muy lindo que se pueda dar el gusto de tener un presidente del interior. Yo soy un socio que durante 20 años estuve mirando en la platea y un día dijimos con un grupo de socios 'vamos a participar en política e involucrarnos y hacer el proyecto que nosotros como socios queremos'. Hoy logramos que Familia Xeneize, que es el espacio que yo represento, sea mirado como una opción en las próximas elecciones ”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?