El error imperdonable con Michael Jordan por el que Adidas aún se arrepiente

El error imperdonable con Michael Jordan por el que Adidas aún se arrepiente

En su juventud Michael Jordan era fanático de las zapatillas de las tres tiras, pero cuando llegó a profesional y tuvo que negociar su contrato, no cumplieron con sus expectativas y terminó firmando con la competencia, que al día de hoy sigue facturando millones con su marca.

MDZ Deportes

MDZ Deportes

Uno de los momentos más impactantes de los dos nuevos episodios de The Last Dance, la serie documental que narra la última temporada de Michael Jordan en Chicago Bulls, cuando obtuvo el sexto anillo de la franquicia, fue su confesión sobre cuáles eran sus zapatillas preferidas.

Es que Jordan se no sólo se hizo millonario por su extraordinario talento en la cancha, sino también por sus contratos publicitarios. Uno de los tratos que perduran hasta hoy, y por los cuales amasó gran parte de su fortuna, es el que firmó con Nike, que le dedicó una marca especial con su nombre dentro de la misma firma.

El vínculo entre ambos es un sello propio que marcó una era del básquet desde 1984, pero que pudo haber sido muy diferente si se hubiesen cumplido los deseos de MJ en su juventud, con una confesión que hará que varios directivos de Adidas quieran matarse por estas horas.

"¿Había alguna marca de calzado deportivo con la que quisieras firmar entonces?", le pregunta en un momento dado el conductor del documental. Y cuando todo el mundo esperaba la respuesta por todos conocida, Jordan reveló: "Adidas". Una confesión que en el documental se acompaña con una imagen del Jordan de 1984 en la que también nombra a Converse.

Adidas dijo que les encantaría trabajar con Jordan, pero que en ese momento ni siquiera podían hacerle unas zapatillas exclusivas.

"Adidas era una marca que no funcionaba bien en aquella época. Dijeron que les encantaría trabajar con Jordan, pero que en ese momento ni siquiera podían hacerle unas zapatillas adecuadas. Así que firmamos por Nike. Yo quería que firmara por Nike porque eran los mejores", asegura en el documental el agente de Jordan, David Falk.

Por su parte Converse tampoco puso mucho interés en fichar al jugador que terminaría revolucionando el mundo de las zapatillas: "Converse tenía grandes jugadores en nómina y no nos vemos poniéndote por delante de ellos", recuerda Jordan, que respondió de forma tajante: "OK".

Además, MJ cuenta que su madre prácticamente lo obligó a subirse al avión para ir a conocer la propuesta de Nike. "Mi madre dijo: 'Vas a ir a escuchar. Puede que no te guste, pero vas a ir a escuchar'".

A partir de entonces todo cambió. Jordan aceptó el acuerdo por 250.000 dólares que Nike le puso encima de la mesa, dando comienzo a una de las relaciones comerciales más exitosas de la historia del deporte y alumbrando la saga de zapatillas más famosa de todos los tiempos.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?