Caso Próvolo: la Suprema Corte confirmó sentencias "históricas"

Caso Próvolo: la Suprema Corte confirmó sentencias "históricas"

El máximo tribunal provincial acaba de ratificar las condenas aplicadas tras el primer juicio por abusos sexuales en el centro de niños hipoacúsicos de Luján de Cuyo. Las penas que recibieron los violadores se cuentan entre las más altas aplicadas a religiosos a nivel mundial. Nuevo panorama.

Facundo García

Facundo García

Con un fallo firmado por los ministros de la corte Dalmiro Garay y Pedro Llorente, más la jueza de cámara Alejandra Orbelli, la Justicia mendocina desestimó esta tarde un recurso presentado por la defensa de los condenados en el primer juicio por abusos sexuales en el centro para niños hipoacúsicos Antonio Próvolo de Luján de Cuyo.

Con ello, Nicola Corradi, Horacio Corbacho y Armando Gómez quedaron aún más complicados luego de recibir sentencias históricas, que en el caso de los sacerdotes Corradi y Corbacho se cuentan entre las más elevadas que se les hayan aplicado a miembros religiosos a nivel mundial.

El teje comenzó tras la primera condena, que se expidió noviembre del año pasado. La defensa formuló un recurso de casación contra la sentencia del Segundo Tribunal Penal Colegiado. En ella, Corbacho fue condenado a 45 años de prisión, Corradi a 42 y el ex jardinero Gómez a 18. Sus abogados habían pedido la nulidad de las acusaciones o, al menos, una revaloración de las pruebas. 

Corradi, Gómez y Corbacho ingresando a Tribunales.

Por otra parte, la querella también había objetado algunas decisiones tomadas por el Tribunal, en relación a hechos por los que los reos habían sido absueltos. 

Hoy, mediante un fallo de 76 páginas, la Suprema Corte rechazó todos los recursos y confirmó la sentencia 919. En criollo: las penas se mantienen. Además, los magistrados informaron que las costas del proceso correrán a cuenta de las partes vencidas. Así las cosas, comienzan a cerrarse puertas para Corradi, Corbacho y Gómez, para quienes en teoría quedaría aún la posibilidad de recurrir a la Corte Suprema de la Nación.

Entre tanto, el segundo juicio por las aberraciones ocurridas en el centro educativo sigue en marcha. En esta otra causa, las acusadas son nueve mujeres, entre ellas dos monjas, ex directivas, una psicóloga y hasta la cocinera que trabajaba en el lugar. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?