Paró a mirar un secarropas abandonado y le pegaron un escopetazo

Paró a mirar un secarropas abandonado y le pegaron un escopetazo

Por el ataque hay un detenido. El herido es un comerciante de 36 años que perdió un ojo y está en terapia intensiva. Ocurrió en San Fernando (Prov. de Buenos Aires).

MDZ Policiales

MDZ Policiales

Un comerciante de 36 años circulaba en auto por la esquina de Payró y Gilardoni (San Fernando, Prov. de Buenos Aires) cuando vio un secarropas abandonado y quiso detenerse para revisarlo. Pero un vecino surgió de la noche, le pegó un escopetazo y le sacó un ojo.

El incidente se conoció hoy, aunque ocurrió el lunes. Fuentes policiales comunicaron que Ariel Augusto Sanz Segovia, que es propietario de una rotisería, estaba repartiendo pedidos junto a un empleado usando un Renault Symbol. El herido había hecho un curso de reparación de electrodomésticos y creyó que el aparato era rescatable.

—Dejá eso ahí— escuchó Ariel al acercarse al secarropas. Era la voz de un sujeto que sostenía una escopeta. 

El arma del delito.

Asustado, el rotisero regresó al auto, pero no fue lo suficientemente rápido, porque el agresor ya le estaba apuntando y de hecho le disparó una perdigonada que impactó sobre su cara. Como pudo, sangrando, Sanz condujo el auto hasta un puesto policial y luego fue trasladado a un hospital, donde permanece internado en estado grave.

—Le dijeron que perdió un ojo y el pronóstico no es muy bueno, está en terapia intensiva, tenemos que esperar el día a día porque también tiene afectadas las vías respiratorias— contó a Télam Iriel, una hermana de la víctima.

El fiscal de la causa, Alejandro Musso, dispuso un allanamiento y la detención del sospechoso, identificado como Santos Lemos (58), a quien se le secuestró una escopeta Centauro calibre 14.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?