Subsidios

Otro foco de tensión con los gobernadores: el Gobierno los obliga a subir el valor del transporte

El Gobierno dispuso la eliminación de un refuerzo que actualmente permitía a las provincias -aunque de manera insuficiente- regular el precio del transporte. Las consecuencias de la medida.

Florencia Arbeleche
Florencia Arbeleche jueves, 8 de febrero de 2024 · 12:05 hs
Otro foco de tensión con los gobernadores: el Gobierno los obliga a subir el valor del transporte
El transporte fuera del área del AMBA tiene valores que triplican el valor que se paga en CABA y conurbano Foto: ALF PONCE MERCADO / MDZ

A través de una disposición del Ministerio de Economía, el Gobierno sumó tensión a la deteriorada relación con los gobernadores, producto del fracaso legislativo de la ley ómnibus, al disponer la eliminación del Fondo Compensador al Transporte Público que, en definitiva, obliga a los mandatarios a sincerar el valor del boleto en sus provincias, donde se paga hasta tres veces más que en la Ciudad de Buenos Aires y el Conurbano.

La decisión profundiza el malestar histórico por las desigualdades en materia de subsidios que el Gobierno nacional mantiene con los servicios de transporte en el AMBA, un escenario que más allá de los aumentos que entraron en vigencia este lunes -$270 para los colectivos y $130 para los trenes- no sufrirá modificaciones hasta el 1 de abril. 

"De haber algún cambio en la política tarifaria, debiera llamarse a una nueva audiencia pública porque el procedimiento vigente que establece la resolución 5 de esta semana de la Secretaría de Transporte sigue vigente. Con lo cual, esa resolución lo que establece es ajustes bimestrales y el ajuste de febrero ya se hizo. Hasta abril no debería haber un aumento o un cambio en el boleto, al menos que se llame a una nueva audiencia pública", le dijo a MDZ Luciano Fusaro, de la Asociación Argentina de Empresarios del Transporte Automotor (Aaeta).

La decisión de eliminar el fondo compensador se traduce en una fuerte estocada para las arcas subnacionales, deterioradas no solo por el impacto de la crisis económica general que retrae la actividad local, sino por la caída de los fondos de coparticipación que en el último mes tuvieron una retracción real del 13,9%. Esto, en rigor, implica en una pérdida de recursos para el consolidado de provincias y CABA de $ 369.634 millones, según el análisis de la consultora Politikon.

En noviembre del año pasado, el Ministerio de Transporte estableció un refuerzo de $6.000 millones para el Fondo Compensador al Transporte Público de pasajeros urbano y suburbano del interior, a través de la Resolución 608/2023, publicada en el Boletín Oficial. De esta manera, el importe total que están recibiendo las provincias es de $15.000 millones.

Una mojada de oreja a los gobernadores

En la resolución de este jueves del Ministerio de Economía uno de los párrafos abre, incluso, otro frente con las provincias. Les recuerda a los gobernadores el consentimiento que las administraciones subnacionales dieron, a través del Pacto Fiscal de 2017 y 2018, a la eliminación progresiva de los subsidios.

"Estas decisiones guardan coherencia con el Pacto Fiscal que Gobernadores Provinciales y Gobierno Nacional firmaron en 2017 y 2018, donde se comprometían a eliminar progresivamente los subsidios diferenciales en materia de transporte para el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), como así también, establecía que las provincias definirían compensaciones tarifarias y/o subsidios al transporte público de pasajeros por automotor desarrollado en el ámbito de sus jurisdicciones", sostiene el comunicado en el que, sin embargo, se aclara que el Gobierno subsidiará hasta el 55% del valor del transporte a aquellos usuarios de tarjeta que SUBE que acrediten la imposibilidad de hacer frente al 100% del valor real, "vivan en el lugar que vivan".

El Fondo Compensador se encarga de subsidiar al transporte público de pasajeros a través de transferencias realizadas desde el Estado Nacional para permitir que las tarifas sean provistas a un costo inferior al necesario para cubrir los costos de funcionamiento y mantenimiento.

Las quejas por las demoras en los fondos que la Nación transfiere a las provincias por este concepto vienen repitiéndose desde la llegada al Gobierno de Javier Milei. En esa línea, y ante la falta de gestión también en el área de Transporte que comanda el cordobés Franco Mogetta, el entrerriano Rogelio Frigerio confirmó que asumirá por un mes los montos de subsidios que las gobernaciones no reciben hace 60 días.

"En casi 60 días de gestión no hemos recibido ni un solo peso del Gobierno nacional, en ningún concepto", remarcó el mandatario provincial y confirmó que se creó una "mesa de emergencia" con los intendentes para "resolver el tema".

"En todos los lugares del mundo se subsidia el servicio de transporte público, porque se entiende que es algo positivo para la sociedad y el ambiente.  Haremos el esfuerzo para que la tarifa no refleje todos los costos, intentando compensar por un mes y única vez la falta de subsidios comprometidos históricamente por el Gobierno nacional", sostuvo Frigerio.

La crisis por el financiamiento del sistema de transporte tuvo esta semana un punto de ebullición concreto. Los intendentes de las ciudades de Córdoba, Rio Cuarto, Rosario, Santa Fe, Paraná, Neuquén y Formosa junto al jefe comunal del partido bonaerense de General Pueyrredón declararon de forma conjunta la "emergencia económica" del transporte urbano como consecuencia de la asimetría de subsidios con el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), al tiempo que crearon una red federal para coordinar acciones al respecto.

Los intendentes se reunieron para declarar la emergencia del transporte.


"A través de esta Red Federal vamos a luchar entre todos para revertir esta situación, no solo la desigualdad en el reparto de los recursos, si no la incertidumbre que tenemos los mandatarios acerca del envío de fondos para el presupuesto 2024", sostuvo el intendente capitalino de Córdoba.

Las provincias cuestionan que el Estado nacional financie el 90% del costo del boleto en el AMBA, mientras que en las ciudades del interior el monto alcanza el subsidio que otorga representa el 25% del precio del boleto, aunque en algunos casos apenas cubre el 15%.

"Son los municipios y las provincias quienes afrontan la mayor parte del subsidio para disminuir el monto de lo que pagan los usuarios", sostiene el texto del municipio en donde el boleto se cobra a $ 240 actualmente.

Los valores que se pagan actualmente en las provincias

 

Archivado en