Las estrategias de los padres para apoyar el reclamo docente

Las estrategias de los padres para apoyar el reclamo docente

El reclamo de los docentes generó la empatía de cientos de familias que comenzaron a elaborar estrategias para mostrar apoyo a la medida de fuerza. En algunos casos los padres se organizaron para hacer una colecta que le permita a la docente afrontar el descuento que percibe por su adhesión al paro.

Andrea Ginestar

Andrea Ginestar

aginestar@mdzol.com

Los paros convocados por los docentes mendocinos generaron la empatía de miles de familias que decidieron apoyar el reclamo a partir de la elaboración de estrategias o medidas que permitan visibilizar el descontento existente con el gobierno provincial. La masiva convocatoria que tuvo lugar días atrás en Casa de Gobierno dio cuenta de una situación que afecta a una porción importante de la sociedad que, a diferencia de otras oportunidades, decidió plegarse a las medidas de fuerza como forma de visibilizar su enojo con la situación económica y social que vive Argentina.

La crisis económica, social y política que vive nuestro país pareciera ser el disparador para que cientos de argentinos comiencen a manifestar su descontento con la situación actual en relación a los salarios y las condiciones de vida. En el caso de la provincia de Mendoza, el reclamo por aumentos salariales que llevan a cabo los docentes, profesionales de la salud y miles de trabajadores estatales de distintas áreas provocó una situación inusual que derivó en la elaboración de estrategias para hacer visible el descontento.  

"Si alguno de ustedes no puede adherir porque trabaja y no tiene dónde dejar a sus hijos, me ofrezco para cuidarlos durante la mañana", manifestó una madre.

Miles de familias se ven afectadas por las medidas de fuerza que impactan en el normal dictado de clases en las escuelas primarias y secundarias de Mendoza pero si bien algunos manifiestan su preocupación por los días de clases perdidos por el paro docente, son muchos los que apoyan este reclamo y buscan las formas de visibilizarlo. Desde publicaciones en las redes sociales hasta formas de organización comunitaria donde algunas madres se ofrecen como "cuidadoras" de otros niños cuya asistencia al colegio se ve condicionada por el trabajo de sus progenitores. 

"Nosotros como padres tenemos una gran responsabilidad, a enseñarles que hay que luchar. Creo que este paro es para reflexionar hacia adentro de las familias el porqué y el para qué. Si alguno de ustedes no puede adherir porque trabaja y no tiene dónde dejar a sus hijos, me ofrezco para cuidarlos durante la mañana", manifestó una madre.

Muchos padres decidieron no enviar a sus hijos e hijas a la escuela ya que las docentes a cargo del curso adherían a la medida pero otros, por cuestiones laborales o familiares, se vieron imposibilitados de hacerlo. Ante esa situación algunas familias se organizaron para tomar medidas que permitieran visibilizar el apoyo brindado a los trabajadores de la educación.  

"Pronto será el Día del Maestro y no sería coherente celebrar allí el logro de luchas por derechos y valores si ahora no apoyamos las nuestras. Ustedes sigan con sus convicciones que desde aquí respetamos y comprendemos a todas. Cada vez somos más y aunque haya veces que ustedes no puedan hacer paro o algunos días las familias no podamos acompañar en el aula la medida, acá sí comprendemos que es válido su reclamo y que es fundamental su tarea", dijo otra de las madres que propuso realizar una colecta para brindar un apoyo económico a la docente de su hija para que la misma pueda hacer paro y no sienta el impacto de los descuentos aplicados.

"La idea es juntar una colaboración para hacer sentir el apoyo, acompañada de una carta con el reconocimiento y valor que damos a su reclamo. Si les parece, mi no tan certero calculo es que por el paro anterior rondan los 8 mil pesos de descuento y con los días de ahora lo superarán. Y es monto dividido 30 estudiantes da casi 300 pesos", destacó.

En el caso de algunos colegios de gestión privada, las familias confeccionaron imágenes con carteles que difundieron en las redes sociales manifestando la adhesión al reclamo que llevan a cabo los docentes y en otras escuelas, las familias enviaron notas en los cuadernos de comunicaciones expresando el apoyo a la medida que tuvo un alto impacto en la asistencia por parte de los estudiantes de primaria y secundaria.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?