Los Fabulosos Cadillacs, una banda para redescubrir

Los Fabulosos Cadillacs, una banda para redescubrir

En el verano del '88 en Pinamar, un amigo de mi hermano, el Choclo, puso en el auto de mis padres un cassette con una canción que tenía un estribillo que decía carajo, y en otra canción bardeaba a un pelado y en otra tenía un estribillo de cancha y un nombre rarísimo (Yo no me sentaría en tu mesa). 

Diego Villanueva

En la tapa había siete flacos y no tan flacos, de traje, sombrero y anteojos negros. Ese fue mi inicio en Los Fabulosos Cadillacs con doce años y que siguió durante más de treinta años. Siempre los banqué a morir, hasta en la época de Sopa de Caracol, fines de los 80 cuando estaban tan perdidos como la Argentina.

Producido por Andrés Calamaro, se lanzó en 1987

En caso de que vos, querido lector, querida lectora, la tengas etiquetada como una banda "fiestera" con algunos hits y no mucho más, es mi tarea en esta columna advertirte que va más allá de sus hits que, tema no menor, deben ser más de veinte y eso es un montonazo. Tienen temas que se cantan en las canchas, en las fiestas, cumpleaños, fogones, en los autos y en las previas. Tan argentinos a esta altura como cualquiera de Soda o los Redondos por tirar dos al azar. 

Fuera de los hits, lo que siempre me gustó de ellos son dos cosas: que nunca se repetían y que cada paso diferente que daban venía influenciado de la música que les gustaba en ese momento. Siempre cambiando, pero manteniendo algo personal que se descubría y aun hoy esta presente. Es como que en cada jugada y paso que daban, algo de lo anterior quedaba, hasta convertirse en la legendaria banda que son hoy.  

Siempre comandados bajo el ala de Vicentico y Flavio tuvieron -y tienen- una historia de altos y bajos. De estar tocando tanto en River Plate o en cumpleaños de quince. También vivieron algunos cambios en sus integrantes, (Luciano JR, el Tirri, primo de Tinelli, el gran Toto en percusión y fallecido en 2008, Ariel Minimal y Naco Goldfinger, uno de los miembros fundadores, hoy preso por drogas). Después de tanto tiempo me imagino que hoy es una banda de amigos que solo se juntan cuando ellos quieren, como te pasa a vos con tus amigos cuando tenés ganas de verlos. Obvio que siempre hay un negocio de por medio, pero quiero creer que no todo es por la plata.

Muchos podrían decir que Los Fabulosos Cadillacs copiaron de bandas de afuera. Si lo hicieron, en cada momento fue muy original para la época porque en cada paso que dieron ese sonido no estaba de moda acá, sino todo lo contrario. Y eligieron despistar en cada disco, tanto a periodistas como a fans. Y eso vale mucho.

Al comienzo hicieron ska y reggae cuando no estaba de moda.

A finales de los 80 metieron sonidos de rap a lo Beastie Boys, algo que acá nadie hacía. En los 90 hicieron salsa y sonidos latinos, cuando para el rock era lo más cursi del mundo. Cuando la pegaron con "Matador" y volvieron a ser bien populares, en vez de seguir la fórmula del éxito, hicieron un disco diferente con toques hardcore y jazz. Luego agregaron toques de música oriental y jazzeros. Y, por último, volvieron con un disco de ópera rock, homenajeando a The Who y Pink Floyd.

Me encanta que sean una especie de familia, quizás disfuncional como casi todas, y que toquen en la banda Astor y Florián, hijos de Flavio y Vicentico, que eran unos bebés en el video de la canción "El Muerto".

Me gustan sus videos clips. O son graciosos (La Vida), o son bizarros (Conversación Nocturna, Sopa de Caracol), o están muy bien hechos (Matador y Mal Bicho) o hasta te pueden emocionan (Vos Sabés). No te voy a poner acá todos los videos porque después la editora me mata, pero si tenés unos minutos buscalos en YouTube.

Vicentico me divierte, contrario a lo que dicen varios de que es medio amargo, a mí me parece muy gracioso y bizarro. Y la banda parece divertirse con él. Basta ver este video donde se dan el lujo de tocar un tema de misa en el programa de Mirta anunciándolo como un nuevo estreno. Un video que vale la pena meterlo acá.

O este video, juro que es el último, en plena época de Matador, donde iban a programas de tele de alto rating a hacer playback y hacían cualquiera, todos tocando otros instrumentos y Vicentico con la boca cerrada mientras sonaba el tema.

Los fui a ver mil veces así que no puedo ser muy objetivo con ellos pero en vivo siempre fueron una fiesta y también hubo recitales más experimentales y jazzeros, hasta con orquestas de fondo. Para mí todos sus discos son buenos y cada uno tiene una historia detrás diferente. Y me encantan los proyectos musicales de sus integrantes: desde Cienfuegos de Sergio Rotman, hasta el homenaje a Leonard Cohen que produjo hace muy poco el gran Mario Siperman, tecladista de los Fabulosos.

Los Cadillacs me traen recuerdos a todas las épocas de mi vida. Seguramente a vos te pase lo mismo con esta banda o con esos músicos que perduran durante tantos años. A mi sus primeros temas me llevan como te contaba a mis veranos de chico.

El disco "El satánico Dr Cadillac" me lleva al viaje de séptimo grado, año 89, plena hiperinflación, donde apenas llegamos a la ciudad vi una disquería y me gasté sin dudar gran parte de lo que me dieron mis viejos para el viaje. "Carnaval toda la vida" me lleva a mi casamiento donde entré con ese tema y aún hoy me lo festejan aunque me haya separado. "Vos sabés" me lleva a los años más dolorosos donde perdí un embarazo avanzado y no pude escucharla durante varios años. ¨"Vasos vacíos" o "Siguiendo la luna" me llevan a miles y miles de fogones con amigos que comparto desde hace veinte años. Y así podría seguir nostalgiando durante párrafos interminables.

Como recomendador, hoy quiero centrarme en las bandas que me hicieron conocer a través de sus temas. Algunos son hits y otros no, pero me parece interesante hacer una cronología de su carrera a través de sus sonidos y las bandas que me hicieron descubrir.  

  • Madness y The Specials: sus primeros looks y la música que va desde ¨Belcha¨ hasta ¨Calaveras y Diablitos¨. De los Specials hicieron el cover en español de ¨Mensaje para vos Ruby¨ y ¨You are wondering now¨ en inglés, dos temazos.

  • Rubén Blades: llegado a los 90, en el peor momento de hiperinflación y de la banda, los Cadillacs se coparon con Blades y se la jugaron haciendo un disco bien latino y diferente para el rock del momento. Si bien fue una puerta para volver a la grandeza (fue previo al hit Matador que los devolvió al podio), hoy por muchos, me incluyo, es el mejor disco lejos. Hicieron el cover ¨Desapariciones¨ de Blades, además de un hit tras otro que pasaban por todos los ritmos posibles. Finalmente se dieron el lujo de invitar a cantar a Rubén en el disco FABULOSOS CALAVERA, en el tema ¨Hoy lloré canción¨
  • Celia Cruz: años antes del León, hicieron EL RITMO MUNDIAL y grabaron con la gran Celia Cruz, ¨Vasos vacíos¨, otra jugada rara para la época, un grupo de rock haciendo un dúo con una cubana famosa de la salsa. Famosa allá porque acá no la conocía nadie. Esas son las cosas que la gente que no es fan quizás no ve, pero que son grosas de la banda. Meter un tema salsero en ese momento y que suene en las radios fue una re jugada.
Leyenda
  • The clash: esta gran banda debo confesar que le di pelota gracias a ellos. Entré primero cuando hicieron el tema "Revolution Rock" en castellano, una versión apta para todo tipo de fiestas que un día me enteré que era de los Clash y empecé a escucharlos. Después hicieron una gran versión en vivo de "Guns of Birxton", con Vicentico en bajo y Flavio en la voz. Y hasta años más tarde tuvieron al bajista de los Clash Mick Jones, haciendo coros en ¨Mal Bicho¨. Lo último fue otro cover en español del famoso ¨Should I Stay or should I Go¨.
  • Beastie Boys: a finales de los 80, después del ska y previo a los ritmos latinos del León, flashearon con cadenas, gorras y zapas Nike, totalmente influenciados por los Beastie Boys. Se los ve en el video clip de Conversación Nocturna (hermoso video bizarro con tomas y looks insólitos como Flavio haciéndose el malo con un buzo de Mickey). La canción ¨El mensaje soy yo¨ es lo más parecido al rap que hicieron, no sé si será el mejor tema, pero nuevamente se la jugaron y se anticiparon a los tiempos, en vez de seguir tocando ska hasta morir como prometieron en el primer disco. Lo mismo con ¨Radio Kriminal¨ del disco que le siguió llamado Vol. V.

  • Blondie y Talking heads: dos influencias de una misma época: Nueva York en los 70. Los Cadillacs en el disco REY AZUCAR de mediados de los 90 se dieron el lujazo de ir a Nueva York y ser producidos por 2 TALKING HEADS y que la bella Blondie grabe un hermoso cover de ¨Strawberry Fields Forever¨, convirtiendo el tema de Lennon es un ska festivo y armonioso. Ah en este disco también metieron a Mick Jones como te contaba antes.
  • Eduardo Galleano, Piazzola y Sábato: los escritores también son parte de la influencia Cadillac. Rey Azúcar respira el libro de "Las venas abiertas..." de Galeano en cada detalle y cada tema, al menos en las canciones de Flavio que era el más fanatizado. Y Sábato y Piazzola aparecen nombrados en nombres de temas de Fabulosos Calavera y las composiciones respiran ese mundo.
  • Jazz y Candombe: en el disco "La marcha del golazo solitario"-para mí, otro de los puntos más altos de la banda- meten mucho jazz, tanto en temas cantados, como en 3 temas instrumentales. Y el disco respira también mucho Buenos Aires y mucho candombe. Jaime Roos y Thelonius Monk: solo los Cadillacs los podían meter en un mismo disco.
  • The Who y PInk Floyd: "La salvación de Solo y Juan" es el último disco de los Fabulosos y nuevamente en vez de hacer un disco lleno de hits hicieron una ópera rock. En una época que no se escucha discos de corrido y que la gente escucha las canciones solas, Se la volvieron a jugar con un disco diferente y raro, por momentos brillantes y demasiado influenciado a mi gusto por Tommy de los Who y The Wall de Pink Floyd. Igual es un discazo y suena muy bien.

Larga vida a esta banda. Ojalá que la nueva generación de hijos, los suyos y los nuestros, siga unida y mantenga esa llama ardiente. En mi caso esa magia de generaciones se logró hace unos años cuando llevé a mi hijo mayor al Luna Park, a una presentación del último disco. Mi hijo Iván en esa época tenía doce años, la misma que yo cuando los escuché por primera vez. Verlo cantando sus canciones me hizo viajar esa época, y cuando le pregunté qué le parecía la banda en vivo, me dijo que le gustaba, aunque eran todos medios viejos, salvo dos a los que no dejaba de mirar y alucinarse con sus ondas, nada menos que Florián en guitarra y Astor en batería, los hijos de Vicentico y Flavio.

Dale a la playlist ya mismo y redescubrì a los Cadillacs y a algunas de esas grandes bandas que los influenciaron 

*Diego Villanueva es autor de "Casi 30 artistas para antes de dormir"

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?